Política Jueves, 14 de junio de 2018 | Edición impresa

Macri permaneció en Olivos, casi ajeno al debate por el aborto

El Presidente cumplió su agenda y apenas si llamó a dos diputados de Cambiemos al inicio de las deliberaciones.

Por Horacio Serafini - Corresponsalía Buenos Aires

El presidente Mauricio Macri cumplió ayer su agenda oficial sin que la Casa Rosada adoptara medidas particulares relacionadas con su actividad a raíz del  debate sobre la legalización del aborto en la Cámara de Diputados.

“No hubo operativo especial alguno”, reveló a este diario una fuente presidencial. Por el contrario, como suele ser habitual cuando en el Congreso se debaten temas álgidos, agregó la fuente, Macri es informado por la autoridad máxima de la cámara correspondiente, en este caso Emilio Monzó.

Tampoco tenía previsto el seguimiento de la votación que se estimaba para las primeras horas de hoy jueves.

 

Sobre la posición del Presidente respecto de la legalización del aborto, la fuente recordó las definiciones contrarias a la misma que ha tenido Macri (“a favor de la vida”, dijo), pero al mismo tiempo aseguró que “nunca estuvo ni está en su intención interferir” en el debate de semejante tema.

Tampoco la eventualidad de vetar la legalización del aborto si la norma supera Diputados y llegara a sancionarse en el Senado. “Habría que ver también en ese caso qué ley sale”, dijo la fuente, atenta a posibles cambios durante lo que restaría del trámite parlamentario.

 

Durante reuniones que mantuvo en los últimos días, Macri les informó su posición y conversó sobre el tema, cuyo debate impulsó la Casa Rosada, a dos legisladores claves de Cambiemos en el debate: el radical Daniel Lipoveztzky y la Pro Carmen Polledo, titulares de Legislación General y de Salud, respectivamente, a la vez que con posiciones a favor y en contra de la legalización del aborto. En las horas previas al inicio del debate, se comunicó con ellos para interiorizarse al respecto.

La agenda que Macri desarrolló en Olivos, con una encuentro con ejecutivos de la empresa FlyBondi y el recibimiento de un grupo de niños que acompañarán a la selección en el Mundial, sólo se vio alterada temprano con su visita a una clínica para un estudio que le confirmó que tiene un quiste pancreático.