Economía Sábado, 10 de marzo de 2018 | Edición impresa

La ropa de temporada llega con subas de hasta el 25%

Muchos comerciantes aseguraron que para mantener el caudal de clientes prefirieron alzas por debajo de la inflación registrada en 2017.

Por Laura Saieg - lsaieg@losandes.com.ar

Comenzó marzo y a pesar de que el calor no quiere irse y nos deja con temperaturas que superan los 30°, la indumentaria y calzado de invierno comienzan a aparecer en las vidrieras del centro de Mendoza con aumentos de entre el 10% y el 25%.

Los Andes salió a consultar sobre los precios de la temporada otoño-invierno y, según los comerciantes, las prendas llegan con un porcentaje de aumento mucho menor a lo que fue el año pasado. En algunos casos la suba ha sido casi nula. 

Según Adolfo Trípodi, presidente de la Federación Económica de Mendoza, las subas de la nueva temporada rondan entre el 20 y el 25 por ciento respecto de la temporada de 2017. “Este incremento responde en definitiva al número de la inflación. Más allá de esto, hay algunos rubros que aumentaron menos y otros que lo hicieron más”, aclaró el empresario, quien es además dueño de un local de telas de la provincia. 

En tanto, el presidente de la entidad aclaró que “este año los empresarios han intentado cubrirse de la inflación y no subieron más los precios por la caída que han tenido en las ventas durante todo 2017 y también en el arranque de este año”. 

Verónica Zabek, gerente de Cielo Abierto, mencionó que la temporada de otoño-invierno arribó con aumento promedio del 15%, aunque reconoció que en algunos casos el porcentaje es mayor.

Sin embargo, “este año en reuniones con los comerciantes hemos intentado dialogar y llegar a un acuerdo de que las subas no fueran tan elevadas con el objetivo de que las ventas repunten luego de tantos meses en baja”. 

Locales comerciales

Los Andes recorrió diversos locales comerciales del microcentro para conocer en primera persona cómo arranca el año en cuanto a precios. 

Según indicaron desde algunos comercios los aumentos de precios respecto de 2017 varían según el artículo. Desde Mimo, local de ropa de niños, mencionaron que los básicos como remeras blancas, joggings, jeans, han llegado con precios iguales al año pasado. Mientras, en los tejidos, sacos o camperas las subas promedian el 10%. 

En el caso de calzados, desde Terra señalaron que las botas o zapatos arriban con subas del 10% y en algunos casos un poco más. Por ejemplo una bota se ubica entre $ 2.000 y $ 2.600, mientras que unos zapatos acordonados, rondan los $ 1.100. 

Desde Nativo, local que vende indumentaria femenina, contaron que la indumentaria llega con incrementos hasta el 25%. “Lo que más subió fueron las camperas de eco cuero, los jeans, o los abrigos de tejido”, contó la vendedora y dijo “que los básicos, en cambio, vienen con subas menores”.

Opinaron lo mismo desde Sweet, quienes señalaron que la indumentaria de nueva temporada llega con subas del 10% o 15%, mientras que en paralelo continúan con la liquidación y 2x1 de verano.

Así es el caso que un jean de mujer se ubica entre $ 800 y $ 1.600; una campera ronda $ 4.000; un tejido, $ 1.600 y una remera manga larga entre    $ 350 y $ 600. Mientras, para los hombres, el jean está entre $ 1.200 y $ 1.600; una campera, entre $ 1.600 y $ 4.000, y una remera manga larga, $ 800. Cabe indicar que estos son valores orientativos y de algunos locales del centro. 

Centros comerciales de Mendoza

La nueva temporada llegó no sólo al microcentro de Mendoza sino también a todos los locales de los centros comerciales de la provincia. 

Fuentes de Mendoza Plaza Shopping contaron que en febrero comenzaron a cambiar las vidrieras y a la indumentaria y calzado de verano se le sumó la de invierno que llegó con incrementos promedios del 18%.

Sin embargo mencionaron que hay rubros o prendas como tapados, que llegan con subas más altas que rondan 20% o 22%, mientras que los básicos, arribaron con incrementos de precios más tímidos. 

“Este año se habló con las marcas y con las empresas en hacer un esfuerzo y que los incrementos no sean muy altos. Con este acuerdo buscamos impulsar las ventas y el consumo que desde junio del año pasado venimos con subas. Igualmente sabemos que la ropa de invierno, por la confección y telas, siempre es más cara que la de verano”, continuaron desde el mall. 

En línea fueron las declaraciones de Diego Lago, gerente de Palmares. “Los aumentos de la indumentaria y calzado de la nueva temporada están por debajo de la inflación. En algunos casos ronda el 20% y en otros, menos”, contó el directivo. 

En cuanto a las ventas, Lago mencionó que enero fue excelente y febrero también. El motivo de este comportamiento para Lago está dado en parte por la notoria equiparación de precios entre Chile y Argentina.

“El cambio a los mendocinos ya no les conviene tanto. Por lo que aún nos siguen ganando es por la variedad de marcas con las que ellos cuentan por su capacidad de importación”, puntualizó.