Sociedad Vecinos Miércoles, 6 de junio de 2018 | Edición impresa

La plaza de Santa Rosa donde murió una nena está casi abandonada

Seis meses después, el lugar permanece a oscuras por las noches y con mantenimiento mínimo. Quejas de pobladores por la basura e inseguridad

Por Javier Hernández - jhernandez@losandes.com.ar

Seis meses después del accidente fatal que le costó la vida a una nena que se electrocutó mientras jugaba en una plaza del distrito 12 de Octubre, de Santa Rosa, la situación no parece haber cambiado y ese espacio público al costado de la ruta 50 sigue como entonces, con la luz de las farolas cortada por el municipio y un mantenimiento del predio casi inexistente.

“No hay luz y no se ha hecho nada para mejorar la seguridad del lugar. Uno esperaba que después del accidente de noviembre, esta plaza fuese una prioridad para el municipio pero sigue todo como entonces”, comentó el concejal justicialista Marcial Ibarra, que presentó y aprobó una resolución con pedido de informe al Ejecutivo, para que explique qué mejoras se han realizado en este medio año.

En la noche del domingo 26 de octubre, Leonela Rosales (2) jugaba en la plaza junto a una farola sin tapa de registro y cuyos cables estaban al alcance de la mano; en un momento fue alcanzada fatalmente por la corriente eléctrica que le dejó una quemadura en el antebrazo y la tumbó contra una losa de cemento donde además, golpeó con la cabeza.

La pequeña falleció horas después y en las semanas siguientes hubo marchas encabezadas por familiares y amigos de la nena y pidiendo justicia, una investigación penal que arrojó cuatro municipales imputados por homicidio culposo y una crisis política que amenazó con llevarse puesta a la propia intendente Norma Trigo, que resultó cercada por parte de la oposición que la hacía responsable del asunto, aunque finalmente la mandataria radical logró acordar con un sector del peronismo y sortear la suspensión en el cargo que nunca llegó a ser votada.

“La plaza está igual de descuidada, sin luz, con los paseos rotos, los juegos para niños en mal estado y los bancos dañados”, dice Mario, que es uno de los casi 700 vecinos que viven en la zona: “No se va a electrocutar nadie porque no hay corriente, pero es probable que alguien sufra un accidente de noche por no ver y se caiga”.

También hay quejas por la basura y porque los contenedores del lugar, especialmente el que está frente a la plaza y la escuela de 12 de Octubre se desborda de residuos: “Los perros se meten a comer, rompen las bolsas y desparraman todo”, comenta una docente y sigue: “Los celadores de la escuela y del Cebja que funciona por la noche limpian, pero el servicio de recolección pasa muy poco”.

No hay luz en la plaza y tampoco vigilancia, ya que el destacamento policial fue cerrado hace tiempo y entonces, la inseguridad latente es otro reclamo de las casi 700 personas que viven en la zona.

El servicio eléctrico en esa plaza de 12 de Octubre es provisto por la Cooperativa Eléctrica Algarrobo Grande: “No hay luz porque la comuna aún no ha pedido reactivar el servicio, aunque para eso, primero tiene que cumplir con las condiciones de seguridad que pedimos en cada caso”, dicen en la empresa.

El accidente que le costó la vida a la pequeña Leonela fue por culpa de un registro en la base de una farola que tenía los cables al aire; si bien tras el accidente el municipio tapó los registros y los selló con alambres, persisten las farolas descabezadas, sin luminarias. 

Caso fatal

El accidente fatal que el 26 de noviembre terminó con la vida de Leonela Rosales (2), la nena que se electrocutó mientras jugaba en la plaza de 12 de Octubre, tiene desde fines del año pasado a cuatro imputados: el ex director de Servicios Públicos, Marcelo Gómez; el ex delegado municipal de 12 de Octubre, Juan Ojeda; el encargado del área de Electricidad, Hugo Arrieta, y Juan Morelato, de Electrotecnia.

El fiscal Héctor Rosas es quien lleva adelante la investigación y luego de aclarar que la Justicia nada tiene que ver en que la plaza permanezca sin electricidad, dijo: "En su momento se hicieron las pericias necesarias, las inspecciones oculares y vinieron funcionarios de la comuna, la cooperativa y el Epre". Rosas explicó que la causa está en su etapa final de investigación: "He pedido a la comuna que me envíe el expediente de esa plaza para conocer las condiciones en las que fue habilitada".