Sociedad Jueves, 7 de diciembre de 2017

Escándalo en Malargüe: transportaban chivos faenados en una camioneta de Vialidad

Los 18 ejemplares provenían de un matadero clandestino y estaban hasta en los asientos traseros. Anunciaron que iniciarán sumarios.

Por Gustavo Yañez - Especial para Los Andes

Personal del Instituto de Sanidad y Calidad Agropecuaria Mendoza detuvo un vehículo oficial del Departamento de Vialidad Provincial. En el rodado se encontraron 18 ejemplares de chivos faenados de forma clandestina, ya que no tenían ningún sello correspondiente.

El hecho ocurrió ayer alrededor de las 20. El vehículo es una Ford Ranger, dominio HUK 057, que era conducida por Juan Carlos Bravo y viajaba desde Malargüe a San Rafael. El procedimiento se realizó en la barrera de El Sosneado, a 50 kilómetros de la ciudad de Malargüe, en el límite entre ambos departamentos sureños.

Desde el Iscamen confirmaron a Los Andes que los chivos eran transportados sin las medidas correspondientes en el asiento trasero del vehículo, como así también en la parte trasera de la camioneta (caja). En el lugar se labró el acta correspondiente y se procedió a la decomisación de los ejemplares.

 

 

En la camioneta oficial de Vialidad viajaban dos trabajadores, pertenecen a la seccional San Rafael que prestan tareas operativas en la ruta 222, de Malargüe.

La máxima autoridad de Vialidad Provincial, Oscar Sandes, dialogó con Los Andes y se refirió a este hecho. En un principio felicitó al personal del ISCAMEN, por el procedimiento realizado.

También reconoció que no es fácil controlar este tipo de irregularidades e informó que le han colocado GPS al 90% de los vehículos, para saber el recorrido que hacen y en un lapso de 30 días le instalarán los rastreadores al resto. “Tenemos 17.000 kilómetros que sostener en mantenimiento, nos cuesta controlar, por eso hemos implementado, entre otras cosas, un sistema de GPS”, añadió.

 

 

Sobre otras irregularidades, el referente de Vialidad Provincial dijo: “Estamos en una lucha de enderezar este barco, desde todas las aristas posibles, por lo tanto va a haber un sumario administrativo de rigor para aquellos que han sido los causantes de este hecho.” A lo que añadió: “Invito a la gente a que denuncia, a que participe y que nos acompañe a enderezar este barco. Nosotros no somos complacientes con ninguna situación irregular, en ningún punto de la provincia. Por ejemplo, hemos dejado cesante a personas por robo de combustible, cuando ha sido confirmado.”

Para concluir, el arquitecto Sandes reconoció que esta irregularidad del transporte ilegal de chivos faenados lo amarga, porque “empaña el trabajo del resto de los trabajadores viales que hacen bien las cosas”, pero también se mostró conforme con el decomiso: “Por el otro lado, me alegra que el ISCAMEN nos ayude a controlar este tipo de situaciones.”