Salud Miércoles, 7 de marzo de 2018

El té: la bebida saludable de moda en la actualidad

El consumo del té en los últimos años ha subido como las nubes.

Por Espacio patrocinado

Cada vez más personas disfrutan de un para desayunar, para después de comer o para disfrutar de una tarde tranquila.

La expresión "vamos a tomar un café" empieza a sustituirse por la de "vamos a tomar un té". Los hay muy variados, dependiendo de los gustos personales. Es una bebida saludable que aporta enormes beneficios para nuestra salud. Cada tipo tiene unas características y aspectos particulares, con un efecto concreto para el organismo. Es importante conocer los beneficios y las variedades de té que podemos encontrar para usar de modo inteligente la información que nos permite mejorar nuestra salud. También debemos conocer sus características para reconocer un verdadero té. Hoy en día, a causa del boom de esta bebida, hay muchas empresas que intentan lucrar con ello, sacando al mercado imitaciones de té con ingredientes artificiales que no aportan ningún beneficio al organismo.

La mejor forma de disfrutar de esta bebida es preparándose uno mismo. Existen incluso cursos de introducción al mundo del té para que te pongas al día. En esta página web, https://www.elclubdelte.com encontrarás toda la información al respecto.

Hay diferentes formas de preparar un té. El modo en el que cada persona decide tomárselo es una opción personal. Hay quienes les gusta natural sin ninguna sustancia extra, otros lo mezclan con miel o azúcar, e incluso se ha puesto de moda añadirle un poco de leche como hacen los ingleses.

Beneficios generales del té

Los beneficios del té son numerosos y siempre positivos para el funcionamiento del organismo. Independientemente del tipo de té que te guste, en general, el té tiene una función diurética y antioxidante. Esta milagrosa sustancia favorece la prevención del envejecimiento y la disminución del colesterol. También mejora las defensas en todos los aspectos y ayuda a eliminar la anemia, ya que es una sustancia rica en hierro. Además, no tiene calorías, por lo que es una forma de beber líquidos a las personas que les cuesta, así como una forma de luchar contra la ansiedad cuando no podemos parar de comer o beber lo que sea para estar entretenidos.

En muchos casos, el té actúa como medicina para personas que sufren algún tipo de enfermedad o trastorno; en cambio en otros puede ser no muy recomendable por sus efectos estimulantes. Por lo demás, el té solo tiene beneficios positivos para nuestro cuerpo, pero para ello es necesario el consumo de al menos tres tazas de té al día. Esto solo ocurre en las culturas orientales, donde pueden apreciarse los efectos que tiene en ciertos países en los que consumen té de manera habitual.

En el caso de que estés haciendo dieta, el té es muy recomendable para depurar el organismo a causa de su función antioxidante actuando siempre como complemento en tu alimentación. En ningún caso el té sustituye los nutrientes que te aporta una dieta equilibrada. Comer sano y variado, junto al consumo de té habitual, es uno de los hábitos más saludables de nutrición que encontrarás.

Tipos de té más consumidos

Té negro. Este tipo de té es de los más consumidos en todo el mundo. Tiene enormes beneficios para la salud para la disminución de la absorción del colesterol. En consecuencia, ayuda a disminuir la probabilidad de padecer enfermedades cardiovasculares y problemas de estómago.

Té verde. Sus beneficios son parecidos al del té negro, ya que se extrae de la misma planta. Aunque el té verde es más antioxidante, porque está menos procesado. A modo de depuración, reduce el nivel de azúcar en sangre, impidiendo la formación de coágulos que tienen efecto en el funcionamiento del corazón. Pero eso no es todo; gracias a sus propiedades antibióticas actúa frente a las posibles bacterias estomacales. Este tipo de té es perfecto para personas que están cuidando su alimentación para bajar de peso.

Té rojo. Tiene un gran contenido de teína, convirtiéndolo en una sustancia estimulante. Aporta beneficios parecidos a los anteriores, pero en este caso se considera que su efecto activo es idóneo para combatir la depresión y el mal humor. No obstante, las personas que tengan problemas de nervios deben tener cuidado.

Té blanco. Este tipo de té triplica el contenido de polifenoles en comparación con los otros, relacionándolo directamente con la prevención del envejecimiento. También funciona para personas que sufren artritis reumatoide. Es importante destacar que es el tipo de té que tiene menos cafeína, por lo que es perfecto para personas que se alteran con facilidad, ya que no notarán prácticamente ningún efecto estimulante.