Policiales Viernes, 11 de enero de 2019 | Edición impresa

Domiciliaria para el chofer de la tragedia de Uspallata

El chileno Víctor Gómez conducía el ómnibus que volcó el 23 diciembre pasado. El hecho dejó tres muertos.

Por Oscar Guillén - oguillén@losandes.com.ar

El chofer de colectivo chileno que desbarrancó en Uspallata, provocando un accidente donde murieron tres personas, recibió el beneficio de prisión domiciliaria. 

Así lo decidió el juez penal Sebastián Sarmiento en la audiencia donde le dictó la prisión preventiva solicitada por la Fiscalía de Tránsito. 

 

Víctor Raúl Gómez, quien manejaba el coche de la empresa Buses Ahumada, de nacionalidad chilena, sigue imputado por homicidio culposo agravado por ser más de una víctima, lesiones graves y leves culposas. Se trata de un delito que tiene penas que van desde los 3 a los 6 años de prisión y de 5 a 10 años de inhabilitación. 

Si bien el juez consideró que puede haber riesgo de fuga al tratarse de un extranjero, que puede tener contactos para escapar por ser chofer internacional, se trata de un delito excarcelable.

 

Por otra parte, Sarmiento le dio lugar al pedido del defensor, quien había solicitado la modalidad de detención domiciliaria. Además, se le dictó una caución de 2 millones de pesos que debe ser personal o real, es decir, que la persona que firme la caución deberá abonar el importe si el hombre llegara a fugarse. 

El juez dictó otra medidas, como la prohibición de consumir bebidas alcohólicas y el monitoreo por medio de una tobillera electrónica.

La prisión preventiva domiciliaria se cumplirá en Mendoza. Es que, si bien el chofer es de nacionalidad chilena, pudo acreditar que tiene una pareja mendocina que reside en Guaymallén. 

 

Tragedia en Alta Montaña

Cerca de las 6.30 del domingo 23 de diciembre pasado, el chofer chileno Víctor Gómez, al mando del colectivo de Buses Ahumada, se quedó dormido, según él mismo reconoció luego. 

El vehículo se salió de la carpeta asfáltica, cayó por un barranco de unos 10 metros y luego volcó.

 

Producto del impacto, dos menores, de 3 y 10 años, y una mujer de 35 fallecieron en el lugar. 

Otros 35 pasajeros fueron trasladados al hospital de Uspallata mientras que 11 fueron derivados a hospitales de Ciudad, donde quedaron internados.