Política Lunes, 26 de febrero de 2018 | Edición impresa

Cornejo y Difonso festejaron por los concejales de San Carlos

El frente ‘Juntos por San Carlos’ ganó con más de 60% de los votos mientras que el peronismo logró 27% de los sufragios.

Por Gisela Manoni - gmanoni@losandes.com.ar

El frente conformado por radicales y difonsistas barrió ayer con los sueños del PJ local de posicionarse como oposición con miras a 2019. 

El frente oficialista obtuvo una ventaja superior al 62 por ciento, lo que valió que el gobernador Alfredo Cornejo y Jorge Andrés Difonso celebraran a los abrazos. 

Los oficialistas no sólo festejaron con cánticos, bombos y carteles el haber logrado -lo que señalaron como- un "triunfo histórico". También el hecho de que, a partir de ahora, su intendente tiene mayoría absoluta en el Concejo Deliberante. 

Sucede que la lista 350 'Juntos por San Carlos' logró sumar cuatro concejales al cuerpo deliberativo, mientras que los justicialistas con Somos Mendoza (lista 304), sólo pudieron imponer a Pedro Fernández, un comunicador local que había realizado muy buena elección en las PASO con el apoyo del intendente Martín Aveiro. 

Quien enfrentó el mal trago de la noche fue el sector kirchnerista de San Carlos. Por tan sólo 400 votos, no pudo ingresar su candidata, la referente social Daniela Martín. Esto se suma a que Juani Jofré es uno de los que dejan su banca, por lo que la agrupación Kolina pierde el espacio que había ganado en el CD. 

Así las cosas, el oficialismo supo leer los resultados de las PASO en diciembre -donde salió cuatro puntos debajo- y redobló los esfuerzos en una campaña a todo o nada. Tuvo su recompensa.

Según los datos que se manejaban anoche, Juntos por Mendoza obtuvo 62,7% (11.299) de los votos frente al 27,2% (4.905) del peronismo. Alicia Caraballo, del justicialismo disidente, se quedó con el 10% restante. 

Festejo repartido

Como ya se ha vuelto una costumbre en las elecciones sancarlinas, anoche volvió a sonar 'El Matador' (de Cacho Castaña) en las calles de La Consulta.

Sólo que ahora hubo dos que se dirimían como destinatarios del tema. Ocurre que, entre los centenares de "fieles" que celebraban, unos gritaban "Jorge" y otros, "Alfredo".

Ambos sancarlinos, históricamente en partidos opuestos y con serias diferencias manifestadas hasta no hace mucho tiempo, anoche festejaron juntos e intercambiaron elogios mutuamente. 

"¿Alguna vez se imaginó compartir un espacio político con Difonso?", preguntó Los Andes al gobernador. "Bueno compartimos las PASO. Sólo que ahora se logró una consistencia muy superior. Antes estaba el ruido de las fumigaciones y una serie de debates que desvirtuaban la propuesta. Hay que administrar esas diferencias, poner énfasis en lo sustantivo y no en las minuciosidades que nos alejan", arremetió Cornejo. 

Por su parte, Difonso elogió al mandatario por su buena administración. "Cornejo llegó cuando la Provincia estaba en bancarrota. Desde 2015, Mendoza ha cambiado", resaltó el ovacionado intendente. 

Tanto el oficialismo local como el provincial reconoció que el "triunfo fue muy superior al que esperábamos". Sucede que en distritos como la Villa, Eugenio Bustos y Pareditas la 350 triplicó en votos al PJ.

Así lograron entrar: María de los Ángeles Sara, Daniel Santisteban, Claudio 'Kuisco' Méndez y, quien no se lo esperaba, Alejandro Marianetti.

El escrutinio se realizó sin problemas, sólo que se mantuvo el bajo nivel de electores que se había expuesto en las PASO. De 26 mil, sólo emitieron su voto 18 mil.