Economía Lunes, 11 de febrero de 2019 | Edición impresa

Construcción estancada en Mendoza pese al repunte en el país

El “Índice Construya” que mide la compra de materiales a nivel nacional, indica que en enero hubo un incremento de la demanda.

Por Sandra Conte - sconte@losandes.com.ar

De acuerdo al Índice Construya, que mide la evolución de la venta de materiales para la construcción al sector privado, en enero de 2019 se vio, luego de cinco meses de caída, un repunte de 3,29% en relación con diciembre de 2018. Pese a eso, los números aún son negativos cuando la comparación es interanual, ya que se observa un descenso de 20,1% con respecto a enero de 2018. En Mendoza, referentes del sector juran que no han percibido un repunte en la actividad.  

La industria de la construcción podría haber tocado fondo en diciembre e iniciado una recuperación en enero dado que la venta de materiales e insumos registró un pequeño rebote. Si bien la comparación anual mostró un derrumbe del 20,1% en enero, los datos desestacionalizados de este primer mes de 2019 muestran que hubo una mejora de 3,29% respecto de diciembre pasado.    

 

De acuerdo al Índice Construya (IC), las ventas de insumos y materiales para la construcción arrastran ocho meses de caída anual: 5,4% en junio; 7,5% en julio; 12% en agosto; 14,4% en setiembre; 17,3% en octubre; 30,4% en noviembre; 31,8% en diciembre; y 20,1% en enero. En enero la disminución habría sido menos marcada que la de noviembre y diciembre.

El dato alentador surge en la comparación mensual, ya que de este modo se observa que en el primer mes del año se cortó una racha negativa de cinco meses con números rojos en referencia con el mes anterior: -6,7% en agosto; 1,09% en setiembre; -9,93% en octubre; -7,3% en noviembre; -6,58% en diciembre; y ahora un rebote de +3,29% en enero.  

 

El índice mide la evolución de los volúmenes vendidos de los productos para la construcción que fabrican las empresas líderes que conforman el Grupo Construya (Aluar, Klaukol, Fv, Loma Negra, Cerro Negro, Later-Cer, Pavicon, AcerBrag, Ferrum, AquaSystem y Cefas SA, entre otras).  

Fuentes del sector a nivel nacional indicaron que es  pronto para confirmar si uno de los rubros más dinamizadores de la economía ha tocado fondo, pero consideraron alentador el rebote. El Grupo Construya, en tanto, consideró que para los inversores y ahorristas la construcción continúa siendo la opción más rentable y segura en relación con otras alternativas de inversión.  

La actividad registró durante el año pasado una expansión de apenas el 0,8% respecto de 2017, tras verificar en diciembre un derrumbe interanual del 20,5%, según informó el Indec esta semana.  

 

No se nota en Mendoza

Gerardo Fernández, presidente de la Cámara de Empresas Constructoras Independientes de Mendoza, expresó que aún no tienen los datos del relevamiento de enero, pero que en principio podría haber repuntado levemente la venta de materiales para obras de gran envergadura, como hormigón y asfalto, pero no de ladrillos ni elementos para tendidos eléctricos y sanitarios, vinculados a pequeños proyectos.  

El constructor dijo que es muy probable que en la provincia la actividad haya caído más de un 20% con respecto a enero de 2018. Y en lo que a la obra privada se refiere, Fernández señaló que hay muchos proyectos paralizados y los que avanzan lo hacen a un ritmo considerablemente menor al planificado.  

Atilio Calzetta, vicepresidente de la Confederación de Pymes Constructoras de la República Argentina, comentó que, de acuerdo a un relevamiento con empresarios y proveedores mendocinos, si ha habido un repunte ha sido mínimo y asociado al aguinaldo o algún bono o premio de fin de año. Este dinero es utilizado en algunos casos para hacer mejoras, que son obras muy pequeñas.  

 

Aún más, opinó que es muy difícil que la reactivación para el sector se produzca mientras las tasas de interés se mantengan en los niveles actuales, ya que desalientan la inversión privada. Esto, pese a que los precios de los materiales dolarizados no han tenido nuevos incrementos -luego de que casi duplicaron su valor a la par del dólar en 2018- y los que están en pesos han acompañado la evolución de la inflación.  

El titular de la Cámara Argentina de la Construcción (Filial Mendoza), Marcelo Bargazzi, estimó que la estabilidad de la cotización en las últimas semanas puede llevar a que la gente perciba que ese va a ser el costo de los insumos y empiece a comprar de materiales. Pero coincidió en que en este momento, ninguna inversión rinde como los depósitos bancarios, por lo que sólo están emprendiendo pequeñas obras quienes quieren ampliar su casa.