Economía Lunes, 11 de febrero de 2019

Anticipan en 42% freno para la tasa: esperaban nivel actual para mayo

Los analistas se plantean cuánto más puede bajar la tasa de referencia de la Leliq sin amenazar la estabilización cambiaria.

Por El Cronista especial para Los Andes

La tendencia bajista de la tasa de referencia del sistema, la Leliq, se percibe desde que tocó un pico máximo por encima del 73%.

Sin embargo el recorte ininterrumpido se da desde el 18 de diciembre: fueron 26 bajas consecutivas que la llevaron a promediar el viernes 46,243%.

 

De todas formas, el dólar se mantiene aún por fuera la "zona de no intervención" del Banco Central (BCRA), esto es, por debajo del límite inferior.

El viernes el mínimo de la banda era $ 38,074 mientras que el cierre del dólar mayorista quedó en $ 37,85.

Si bien el último Copom habilitó al BCRA a incrementar el poder compra hasta u$s 75 millones, fue la última gran sacudida que sufrió la tasa, el derrumbe de 10 puntos porcentuales en 10 ruedas, lo que permitió que el precio del dólar se empezara a despertar.

La duda del mercado hoy es cuánto más puede bajar la Leliq en el corto plazo, teniendo en cuenta que ya casi rinde lo que el Relevamiento de Expectativas del Mercado (REM) pronosticaba para mayo (46,18%)

 

Los expertos consultados creen que el piso, la resistencia, se ubicará entre 42% y 45%.

El equilibrio buscado

El desafío del BCRA es recortar la tasa para que se reactive la economía, pero sin descuidar la parsimonia del dólar y sus objetivos inflacionarios, en un escenario en el que el ruido electoral puede desestabilizar la calma de un momento a otro.

Desde Quinquela Fondos señalaron que en los últimos tres meses se registraron tasas positivas muy altas.

"Las de enero fueron de 24% para Leliq y de 7,5% anual para los plazos fijos minoristas. Esos niveles de tasas, más la liquidez del mercado financiero y la oferta de dólares en el mercado cambiario, dieron espacio para el ajuste de tasas", destacaron por medio de informe.

 

Según calcularon, el Central puede operar e ir midiendo la reacción del mercado cambiario en el 42% y el 46%.

"Dada la inflación esperada del último informe del REM, tasas de Leliq por debajo de 48,9% anual ya podrían estar generando rendimientos reales negativos para los depositantes minoristas. En tanto, para que la tasa Badlar sea negativa en términos reales, la tasa de Leliq debería ubicarse por debajo del 42%", detallaron.

En sintonía, el director de MB Inversiones, Diego Martínez Burzaco, sostuvo que "la aceleración de la dolarización de portafolio es lógica a partir de una rebaja en torno a los 250 puntos básicos más, es decir una tasa en la zona de 45% considerando las expectativas de inflación actuales”.

 

Asimismo, agregó: “Ya vimos que a estos niveles el dólar comenzó a reaccionar. Hoy estamos viendo aproximadamente una tasa de interés real entre 7% y 8% si consideramos la inflación esperada en el REM y la tasa Badlar para depósitos mayoristas. No veo que el modelo pueda trabajar con tasas de interés reales inferiores al 5% sin que el dólar empiece a reaccionar”.

Por su parte, Gustavo Quintana, operador de PR Corredores de Cambio, sostuvo que es difícil predecir un nivel de tasa que catapulte una suba importante del dólar, pero el especialista expresó que el tipo de cambio muestra un recorrido “en el que claramente los precios buscan otro nivel, y sin brusquedades, de a poco, se acomoda algo para arriba, sin drama”.

 

En tanto, desde Delphos Investment también consideraron que la tasa de la Leliq está destinada a encontrar un piso en el corto plazo.

“Creemos que el sendero descendente de la tasa Leliq dependerá de la tasa Badlar. Creemos que la Badlar podría comprimir alrededor de 175 puntos básicos más y continuar ofreciendo rendimientos atractivos”, detallan.

Y continúan: “Si las condiciones financieras continuaran siendo favorables, particularmente respecto de la baja de rendimientos de la curva soberana en dólares, el tipo de cambio se mantuviera calmo y la inflación se consolidará en la zona de 2,5%, podría esperarse una disminución adicional”.

El factor encuesta

Finalmente, es imposible soslayar el peso de la variable electoral a partir de mediados de año. “Si los grandes inversores entran con sus dólares a Argentina a timbear (ese exceso de oferta es la que mantenía bajo el precio) y las encuestas dicen que gana Cristina no sé por cuánto tiempo más van a seguir entrando divisas aun con una tasa arriba de 40%”, advirtió Claudio García, operador de Oubiña Cambios.

A su vez, el experto insistió: “Si dicen que Cristina le gana a Macri no entra un dólar más para carry trade, independientemente de dónde se ubique la tasa”.

Sofía Bustamante y Melina Manfredi