Política Lunes, 17 de octubre de 2016

Valerio se defendió de las acusaciones de “misógino” y “homofóbico”

El candidato a la Corte local propuesto por el Gobernador respondió a las críticas. “He sido pluralista y respetuoso”

Por Redacción LA

Las pesadas acusaciones en contra quien el Gobernador pretende que sea el próximo integrante de la Suprema Corte de Justicia, José Virgilio Valerio, lo llevaron hoy a tener que justificar sus fallos. El que más ruido hizo fue la sentencia en la que el hasta ahora miembro de la Segunda Cámara del Crimen tildó de “conductas sexuales desviadas” las de Alejo Hunau, un hombre asesinado en 2006. La madre de la víctima escribió una carta abierta al Gobernador.

Antes de que el pliego de Valerio llegue al Senado para su aprobación, la abogada Carolina Jacky y organizaciones feministas presentaron demandas civiles contra él. En el caso de la letrada, presentó una demanda en la Justicia civil por “daño moral”; la otra viene de la Alianza Abogados y Abogadas por los Derechos de la Mujer. Pretenden que Alfredo Cornejo revea su decisión e impulse a una mujer con “perspectiva de género” en el Máximo tribunal de la provincia.

Para Valerio las acusaciones “no son nuevas”. “Hace mucho tiempo, de acuerdo a mis posturas jurídicas y las posiciones que he tenido, me han venido atacando. En lugar de debatir los temas concretos, jurídicos y de políticas criminal, me atacan en este tipo de cosas”, indicó esta mañana el juez en diálogo con radio Nihuil.

"En lugar de debatir los temas concretos, jurídicos y de políticas criminal, me atacan en este tipo de cosas"

Valerio está asociado a algunas causas icónicas de Mendoza, como el asesinato del comunicador Alejo Hunau, y otras no tanto, pero que lograron atención periodística como la de Cinthia Rojas, quién mató a su pareja por legítima defensa. En el primer caso, la sentencia que firmó Valerio decía que la víctima tenía “conductas sexuales desviadas” y eso provocó la recusación del tribunal. Desde entonces se habla de la “homofobia” del magistrado.

“Yo he tenido un criterio de amplitud absoluta siempre. He sido pluralista, respetuoso, he promovido todo lo que significa la igualdad sin diferencias de género, sexo, preferencias sexuales, económicas, cultural, de nacionalidad. Esa ha sido mi postura histórica”, se despegó de la dura acusación el magistrado.

“Yo he tenido un criterio de amplitud absoluta siempre"

“Hay un discurso dual: por un lado pretenden que no se hagan determinadas cosas y, por el otro, pretenden que se condene o sin pruebas o ya vemos que pasa. No señores, acá hay que cumplir con la ley, con la Constitución y los tratados. La víctima tiene ciertos derechos, los imputados tienen sus derechos y hay que hacerlos cumplir. Ese es el gran debate que tenemos hoy”, sentenció Valerio.

Respecto de las acusaciones de “misógino” y “homofóbico”, Valerio respondió: “Esa concepción está muy adherida a las concepciones anarco-abolicionistas que yo no comparto. Es obvio. La gran preocupación que tienen los anarco-abolicionistas es que empecemos a encauzar de una vez por todas, el cumplimiento de la ley, garantizar los estados de derecho, que todos tengan acceso real a la justicia y no discurso”.

La carta de la madre de una víctima

“No puede llegar a la Corte una persona que, además de homofóbica, nunca tuvo en cuenta en la causa donde lo conocí, que hubo dos mujeres golpeadas: la que rompe el pacto de silencio y nos ayuda nombrando al asesino de Alejo y que por ello recibe una paliza que la lleva a ser atendida en el Central”, escribió Silvia Ontivero, madre del comunicador Alejo Hunau.

La mujer agregó que Valerio “justificó la anulación de la causa en la orientación sexual de la víctima” en el escrito que pretende que Cornejo revea la decisión de postular al juez como próximo supremo.


LA CARTA COMPLETA AL GOBERNADOR CORNEJO