Mundo Miércoles, 1 de abril de 2015 | Edición impresa

Londres: quejas porque “Relatos salvajes” y la tragedia se parecen

En la primera de las historias de la película argentina que fue candidata al Oscar, un piloto se encierra en la cabina y estrella el avión. Medios británicos y espectadores dicen que ofende la sensibilidad y a los familiares de las víctimas. Pidieron saca

Por Redacción LA

En un cine de la capital británica, antes del estreno el viernes pasado, advirtieron a los espectadores que la película argentina “Relatos salvajes” -gran fenónemo de taquilla de Damián Szifrón- guarda similitudes con la de la catástrofe aérea que tuvo como protagonista a un copiloto que estrelló el avión Airbus A320 de Germanwings en los Alpes.

También les prometieron que se les devolvería el dinero si se sentían molestos con la historia, de llamativo parecido. 

La prensa británica informó ayer que en el cine “Everyman” del barrio londinenses de Hampstead, el fin de semana pasado advirtieron dos veces que la primera historia de “Relatos salvajes” coincide con lo ocurrido en el avión de Germanwings estrellado por el copiloto Andreas Lubitz en los Alpes franceses. Por lo tanto, si algún espectador se enojaba al ver las imágenes, sólo tenía que reclamar y le devolvían el dinero de la entrada. 

“Relatos salvajes” se estrenó el viernes pasado en Gran Bretaña y consta de seis historias independientes que empiezan con una situación nimia de la vida cotidiana y van escalando hasta puntos insospechados y grotescos. La escalada es tanto de violencia como de humor. 

La cinta cinematográfica, coproducida por “El Deseo”, la productora de los hermanos Almodóvar, fue nominada al premio Oscar a la mejor película de lengua extranjera y también a la Palma de Oro en el Festival de Cannes, entre otros galardones que ha ganado o ha estado cerca de hacerlo.

Algunos medios británicos pidieron cancelar el estreno y se realizaron delirantes especulaciones en los medios y las redes sociales sobre si Andreas Lubitz llegó a ver la película e incluso pudo inspirarse en ella para hacer lo que, presuntamente, hizo el martes pasado: cerrar la cabina al quedarse solo y estrellar el avión que pilotaba. 

En la película “Relatos salvajes”, el avión colisiona contra la casa de los padres del piloto, cuando los pasajeros ya se han dado cuenta de que todos eran adversarios del invisible conductor suicida.

Las seis narraciones sobre venganza y mucho más, reunidas en el film argentino, se estrenaron el año pasado en España y Alemania, pero ha sido la concomitancia de estos días con la caída del avión y el estreno en Gran Bretaña lo que le devolvió actualidad al film. 

En el cine “Everyman” del barrio de Hampstead, en Londres, la película se proyectó con versión original en castellano y subtitulada en inglés, mientras que en la red de cines Curzon la han estrenado advirtiendo en la página web de que puede herir la sensibilidad de los espectadores por la similitud de la primera historia con la caída del avión que mató a 150 personas. 

El diario británico Daily Mail publicó en un párrafo sobre la película: “Si bien no se sabe si Lubitz vio Relatos Salvajes, hubo comentarios en redes sociales respecto de la ‘insensibilidad’ de que la premiere se produzca justo ahora”.

Los testimonios en Twitter no se hicieron esperar.
“"Las similitudes entre el accidente de #GermanWings y la escena en la película de Damián Szifrón Relatos Salvajes, es alucinante”. Escribió, por ejemplo, el usuario Sarp Yelkencio?lu.

“Una horrible y morbosa coincidencia... La primera historia del film Relatos Salvajes y el accidente aéreo de German Wings. Muy triste” , tuiteó por su parte la usuaria Andrea Newell.

Steve Summers escribió: “Me pregunto si la nominada al Oscar Relatos Salvajes será retirada de los cines británicos dados los tristes eventos que se conocen de la tragedia de #German Wings”.

Sin embargo, los asistentes a cines de Birmingham -una localidad distante media hora de Wolverhampton, la ciudad de Martyn Matthews, una de las tres víctimas británicas de la tragedia, fueron los más enojados con la decisión de seguir adelante con el estreno.

Según lo que se puede leer en el artículo del medio británico, Josie Callow, de 28, dijo: “Pensarías que el sentido común indica que habría que retrasar el estreno como gesto hacia los familiares y las personas afectadas por tan trágico accidente. Pero probablemente les interesa más hacer dinero y debe haber muchas reservas para verlo, así que eso debe ser más importante para la gente que el desconsuelo y los sentimientos de las familias”.

Otro testimonio es el de Abdul Rajid, de 33. “Oí sobre eso y creo que es desagradable si alguien la va a ver después del accidente. El hecho de que se parezca tanto significa que seguramente esperaron un poco antes del lanzamiento porque aún cuando no sea a propósito, lo van a criticar por la falta de sensibilidad”.

Fuentes: Agencia Télam, La Nación y La Voz