Política Domingo, 1 de marzo de 2015 | Edición impresa

El regimiento que saltó a la fama por La Cámpora

El tunuyanino Campo los Andes se convirtió en noticia nacional el fin de semana pasado, cuando se difundió que habían pasado la noche allí militantes K que fueron fiscales en las elecciones de San Carlos.

Por Gisela Manoni - gmanoni@losandes.com.ar

Campo los Andes es un cuartel militar que está ubicado en Tunuyán, aunque la ciudad más cercana sea la sancarlina La Consulta. Es un sitio tranquilo donde viven las familias de los uniformados, en sus clásicos y ordenados barrios, y los lugareños. Estos son hijos de familias que históricamente han trabajado en el establecimiento productivo que el Ejército tiene allí o en las tierras que solían alquilar a particulares. 

Este sereno paraje apostado al pie de los cerros se convirtió en noticia el fin de semana pasado, cuando trascendió que un grupo de militantes de La Cámpora se había alojado en las instalaciones del Regimiento de Caballería 15, para participar como fiscales en los comicios del domingo en San Carlos. 

La denuncia surgió del sector oficialista del intendente Jorge Difonso y desató una polémica que llegó a los medios nacionales y a las altas esferas políticas. Tanto que el propio jefe de Ejército Argentino, general César Milani, emitió un comunicado para desmentir el hecho, aunque para muchos no hizo más que confirmarlo. 

El comunicado militar negó “enfáticamente” que se haya otorgado alojamiento a los militantes y dijo que “sólo se facilitó a los mismos el uso de los sanitarios”.

Mientras el 'foco de la tormenta' se armaba a metros de sus viviendas, el suceso pasó casi desapercibido para los habitantes de este poblado tunuyanino. La mayoría se enteró de la inesperada visita al otro día y “a través de los medios”. 

Las conjeturas y reflexiones vinieron con las noticias en mano. “Yo iba a realizar compras la tarde del sábado y vi una hilera de vehículos que ingresaban al regimiento. Eran muchos autos que venían como de Vista Flores. Pensé que era un casamiento, porque las instalaciones del cuartel son alquiladas o prestadas para eventos sociales los fines de semana”, expuso un hombre nacido y criado en el lugar. 

Por su parte, una mujer que  salía de un almacén comentó que vieron personas “que no son de acá” comprando provisiones a altas horas de la noche el sábado. “No eran caras conocidas, pero no sé si se tratará de esta gente de La Cámpora. Lo que puedo decir es que se portaron correctamente”, contó la vecina. 

Los Andes consultó a otros vecinos, pero ninguno “vio nada extraño” y otros prefirieron no emitir declaraciones. En cuanto a las autoridades militares locales, sostuvieron que no se dará otra respuesta oficial que la pronunciada en el comunicado ya mencionado. 

Desde el día de las elecciones sancarlinas, las versiones han sido tantas como las respuestas que dio en distintos momentos la propia fuerza. Se dijo desde que el regimiento había sido tomado por 200 camporistas hasta que todo se había tratado de un “rumor malicioso”.

En lo que coinciden las distintas posturas es que se trató de un grupo de unas 70 personas que habían viajado desde el Gran Mendoza para oficiar de fiscales del candidato de Kolina Juani Jofré, quien compitió en las primarias sancarlinas y salió segundo dentro del Frente para la Victoria, por lo que quedó fuera de carrera para la general del 3 de mayo.

Ante las primeras consultas de la prensa, uno de los responsables del regimiento contestó que no tenían autorización, pero que no podían sacar a los militantes compulsivamente. Después, la respuesta oficial se encuadró en que les habían negado el alojamiento. “Ante un requerimiento ocasional, formulado por integrantes de la agrupación política, sólo se facilitó a los mismos el uso de los sanitarios”, reza el comunicado.

Un integrante de otro partido sancarlino el mismo domingo confió que a la madrugada había militantes kirchneristas que estaban buscando alojamiento.

El Frente Renovador, partido al que responde el intendente Difonso, no tardó en hacerse eco de la denuncia. Diputados nacionales del massismo prometieron pedir informes al Ministerio de Defensa para que dé explicaciones sobre “este preocupante acceso a un cuartel” y si el hospedaje “implicó costos para el Estado nacional”.

Regimiento
Campo los Andes es un destacamento militar estratégico apostado en la precordillera valletana. Allí funcionan el Batallón de Ingenieros 8, el establecimiento de producción y el Regimiento de Caballería de Exploración de Montaña 15, donde supuestamente pidieron ser albergados los militantes kirchneristas.

El destacamento se encuentra a menos de diez kilómetros de La Consulta, que fue el centro político de las elecciones primarias del domingo, en las que Difonso quedó como el principal vencedor. Sin embargo, no es un punto de paso obligado para llegar a la ciudad sancarlina, cuando la principal conexión se da por la ruta 40.

No es la primera vez que estos cuarteles son sujeto de reclamo. El año pasado, un grupo de lugareños entabló una disputa con las autoridades militares por la ocupación de tierras, que para los primeros son fiscales y para los segundos son propias del regimiento. 

Uno de los vecinos consultados también hizo referencia a una advertencia que el antiguo jefe recibió desde la Nación tiempo atrás. “Le dijeron que reacondicionara y diera un destino a unas instalaciones del regimiento que parecían abandonadas, porque había gente enviada por La Cámpora que quería usurparlas”, aseguró el hombre.