+ Deportes Domingo, 8 de febrero de 2015 | Edición impresa

¡Aguanten los pibes!

Ángel González y Emmanuel García, juveniles de la cantera del Expreso, están muy cerca de cumplir un sueño: debutar en Primera División,y nada menos que en el clásico ante San Martín de San Juan. ¿Quiénes son y cómo lo viven? Pase y lea.

Por Redacción LA

Este 2015 pinta para ser el año de los pibes en Godoy Cruz. Muchos tendrán la chance de mostrarse, pero para dos de ellos el próximo 14 de febrero quedará grabado en sus memorias. Ocurre que para Ángel González y Emmanuel García podría ser el debut oficial en Primera.

Ambos jugaron en amistosos durante este verano, pero aún no lo hicieron por los porotos. Y será nada menos que en un clásico contra San Martín de San Juan, con todo lo que ello significa para el pueblo bodeguero. 


Ángel Emanuel González, volante derecho, 20 años, de los pagos de Villa del Parque, llegó al Tomba en 2011 sin haber jugado en ningún club. "Sólo lo había hecho en clubes de barrio y fútbol de salón en Círculo Policial", cuenta. Hasta que Miguel Gravano, un técnico que lo conocía y que hoy está en la Reserva del Tombita, lo convocó a una prueba.

En ese tiempo, Andrés Morelatto era el DT de la categoría '94, que vendría siendo la Quinta de Liga y la Sexta de AFA. Estuve un mes entrenándome hasta que me convocaron a un partido de Liga; fui al banco, entré en el segundo tiempo y anduve bien. Al siguiente partido ya era titular.

Todo ese año fui titular y no salí más".  "Empecé jugando de "5" porque me gustaba tener más contacto con la pelota y jugué todo ese año de volante central. Hasta que me pusieron de '8' y gustó por la velocidad y la dinámica. Hoy, es donde me siento más cómodo", relata. 


Agrega: "El Gato me pide que juegue bien abierto por afuera, que trate de dar mucha dinámica al equipo y cuando agarro la pelota, tratar de buscar siempre a los delanteros. Cuando estoy mano a mano, tratar de desequilibrar y tirar el centro". 


Ángel vive con uno de mis hermanos (Leonardo). "En total somos cinco. Mi viejo falleció en 2008 y mi vieja se tuvo que ir a laburar a España por problemas económicos. Ahora, gracias a Dios está contenta con todo lo que está pasando y ojalá pronto la pueda traer de vuelta conmigo".

Otro de sus hermanos, Juan, es un delantero que ahora juega en el fútbol de Gibraltar, que pasó por Deportivo Morón y que aquí en Mendoza hizo inferiores en Gimnasia y Esgrima (estuvo tres años en el plantel profesional, pero no debutó). Es su "ejemplo a seguir, me hizo conocer el fútbol cuando era chico y le debo todo". 


Emmanuel David García, volante central, 21 años, oriundo de Villa Nueva, cayó en la Bodega en 2009. Se inició en Murialdo a los 14 años y a los 16 Daniel Oldrá lo llevó a Godoy Cruz. "En Murialdo empecé jugando en Séptima y después me subieron al plantel de la Primera local, jugué varios partidos en Primera y Reserva hasta que me trajo el Gato", afirma. 


García es del barrio Higuerita, pero ahora vive en El Challao con sus suegros Juan y Sandra. “Poné que ellos siempre me apoyaron en los momentos más difíciles. También mi señora Flor y mi hijo Valentino, de tres años, que son mi verdadero sostén”, agrega.


Cuando se lo consulta por su puesto natural, no duda. "El de marcador central es un puesto inventado por el Lechuga, je. Gracias a Dios lo hice dos veces, pero me salieron las cosas bien. Mientras sea para jugar y aportar para el equipo, bienvenido sea. Pero mi puesto natural es el de volante central, de contención". 


-Oldrá dijo que si no llegaban los refuerzos a tiempo, ustedes iban a debutar nada menos que en el clásico contra San Martín de San Juan. ¿Cómo lo toman?


-González: Estamos muy tranquilos y disfrutando porque jugar al fútbol es lo que más nos gusta hacer. Esto es lo que siempre soñamos desde que llegamos al club y si se da la posibilidad tendremos que aprovecharla. Es un clásico, es el partido más duro que vamos a tener en el año y tenemos que hacerlo de la mejor manera. No podemos regalar nada. 

-García: Con Ángel hablamos mucho de esta posibilidad. Hoy nos toca a nosotros estar en el once titular, la venimos peleando desde hace mucho y la verdad que es un sueño porque sabemos lo que significa ese clásico. Más allá de debutar, queremos ganar el clásico. Cuando hemos enfrentado a San Martín de San Juan en Reserva o en Inferiores lo jugamos  como si fuera una final. Queremos dejar la vida y demostrar que los chicos del club estamos en condiciones para jugar en Primera.

 
-¿Cómo les fue contra San Martín en Reserva?

-García: Lo enfrenté dos veces y gracias a Dios siempre ganamos. Ahora queremos seguir por esta racha. 

-González: A mí me tocó jugarlo una vez. Fue en San Juan y ganamos 2 a 0 con goles de Juanfi Garro y Juanma Barrera. Fue el día que se armó un tremendo lío y nos rompieron todos los vidrios del micro. Es como dice el Emma, es un clásico y los clásicos se ganan. Tenemos que mentalizarnos en que es el partido del año, por eso hay que dar un plus y no podemos fallar. 


-¿Creen que ahora con el Gato como DT este va a ser el año de los pibes?


-González: La verdad que sí, pero también somos conscientes de que nadie nos va a regalar nada. El Gato siempre nos dice que tenemos que demostrar que estamos a la altura de los refuerzos que vengan. En ese caso, nosotros tenemos la ventaja de que él ya nos conoce. 

-Los hinchas de Godoy Cruz están muy ilusionados con ustedes y lo demuestran en cada comentario. ¿Sienten el cariño de la gente?


-García: Sí, la verdad que es muy lindo, pero hay que saber manejarlo. Hay que ver cómo van a ser las cosas cuando nos toque andar mal. Pero la verdad que la gente de Godoy Cruz nos trata con el mismo cariño y humildad que a los más grandes. Saber que te están viendo y que están conociendo tu nombre es muy bueno.

-González: Es verdad, se notó el cambio. Antes de los dos partidos con Gimnasia y con San Lorenzo no nos conocían mucho y somos muy agradecidos a la gente por siempre nos muestra su apoyo. Pero como dice Emma hay que saber llevarlo porque en los momentos difíciles también vamos a recibir críticas. 


-Emma, ¿quién es tu espejo como jugador?

-Me gusta mucho como juega Mascherano. Pero no tengo ningún espejo, simplemente trato de ser yo mismo, de volcar lo que aprendí en el fútbol callejero y ahora en Godoy Cruz. 


-¿Y el de Ángel es Buffarini? 


-García larga la carcajada y cuenta: A Angelito le empezamos a decir Buffarini porque un día cayó al entrenamiento con el pelo teñido de rubio, jeje. Aparte, juega igual, es un cohete. El día que jugamos contra San Lorenzo estábamos en el vestuario antes de salir a la cancha y le decíamos 'andá a saludar a tu hermano' y éste se mataba de la risa. 


-Y Ángel, ¿lo saludaste?


- (Risas) No, no. Sólo nos cruzamos en dos jugadas.


-¿Lo admirás?


-Me gusta como juega, es interesante. Pero prefiero otro tipo de jugadores, me gusta más el ecuatoriano Valencia, el que está en el Manchester United porque desequilibra más. 


-Emma, ¿sos Atleta de Cristo?


-Sí, me acercó una amiga cuando tenía 15 años y estaba el Flaco Vivaldo como líder. Después me seguí congregando y me ayudó mucho. A los 18 fui papá de Valentino y tenía que tomar la decisión de seguir o dejar el fútbol. Dios nunca me dejó caer y hoy soy fruto de lo que él está haciendo en mi vida. 


-¿Para qué va a estar Godoy Cruz en este torneo?


-González: Creo que vamos a luchar por cosas grandes. Somos un plantel joven con muchas ganas de triunfar y con hambre de gloria, de conseguir cosas. La mayoría somos chicos del club y los que vienen de afuera sienten un aprecio por el club. Es un grupo unido y queremos ir para adelante. 

-García: Como dice Ángel, el 70% de los chicos somos del club, nos conocemos y sabemos a qué apuntamos. Este año queremos estar en los primeros puestos y ganar algo importante. Por como estamos entrenando, este va a ser un buen torneo para todos nosotros.