Política Martes, 14 de noviembre de 2017

Rívolo: "Una persona tiende de arrepentirse cuanto siente que puede ir presa"

"Cualquier cosa que vaya a sostener va a ser importante", dijo el fiscal federal sobre Vandenbroele

Por Redacción LA

El fiscal federal Carlos Rívolo, el primero que tuvo a su cargo la investigación de la causa Ciccone, sostuvo hoy "una persona tiende de arrepentirse cuanto siente que puede ir presa" y consideró que Alejandro Vandenbroele, quien ayer ingresó al régimen de testigos protegidos, puede aportar "cosas importantes" para la causa por enriquecimiento ilícito en la que está detenido el ex vicepresidente Amado Boudou.

"Una persona tiende a arrepentirse cuando siente que puede ir presa, es uno de los componentes que tiene este instituto; por lo menos así funciona en la media de los países que aplican una ley similar a ésta", indicó el fiscal en declaraciones a radio Continental.

Ayer, Vandenbroele, el supuesto testaferro de Boudou, fue ingresado transitoriamente al régimen de testigos protegidos, también aplicable a imputados colaboradores, y en la justicia aguardan que declare como "arrepentido". 

"Cualquier cosa que vaya a sostener va a ser importante", dijo hoy Rívolo, para quien las detenciones tanto de Boudou como la de su socio y amigo, José María Núñez Carmona, en la causa que investiga el delito de asociación ilícita y enriquecimiento ilícito, "pudieron haber sido importantes para que tomara esa decisión".

El presidente de la Asociación de Fiscales indicó que "si en definitiva aporta cosas relevantes, contundentes y comprobables para la investigación, es lo que debe hacer" y agregó que las pruebas que sume Vandenbroele "tienen que ser útiles y tener un rango de responsabilidad propia de quien declara y hacia arriba, con lo cual habrá que ver qué es lo que dice".

Rívolo impulsó en 2012 la investigación de la causa por irregularidades en la venta de la imprenta Ciccone, hasta que el juez Ariel Lijo resolvió unificar dos expedientes contra el ex vicepresidente en su juzgado y derivar la pesquisa a la fiscalía de Jorge Di Lello.

El fiscal aclaró que las pruebas que pueda sumar Vandenbroele "sólo se aportan cuando la causa está en instrucción" y que, de esta forma, queda excluida la causa Ciccone que ya se encuentra en "instancia de juicio".

Además, aclaró que "como imputado que pasa a tener la calidad de colaborador, se presta en calidad de testigo y si los datos que aporta no son reales, le corresponde una calificación específica de falso testimonio".

"Quien adopta esa decisión (de ingresar al programa de Protección de Testigos), además de todos los riesgos que puede tomar vinculado con su círculo propio y a su círculo familiar, toma un riesgo muy importante si lo que quiere hacer es desviar la investigación", advirtió Rívolo.

Por último, el fiscal interpretó que con la decisión de Vandenbroele "se cae una parte muy importante para demostrar el vínculo con Boudou", que fue siempre negado por ambos, una relación "que está probada", según Rívolo.