Estilo Domingo, 8 de octubre de 2017 | Edición impresa

Piti Fernández: “El álbum está hecho para mi familia”

El vocalista y compositor de Las Pastillas del Abuelo presenta su primera placa solista “Conmigo mismo”.

Por Pablo Pereyra - ppereyra@losandes.com.ar

El 14 de julio Piti lanzó su primer álbum solista. Aunque sin proponérselo, lo ha hecho en el año en que Las Pastillas del Abuelo cumplen 15 de trayectoria, pero en realidad, ha aterrizado sin relación directa con el cumpleaños de la banda.

Este proyecto personal es intrínsecamente familiar, dedicado a su clan, ideado entre hermanos, primos, sobrinos y  amigos y con un puñado de poesías publicadas por su abuelo como bandeja de inspiración. 

“Conmigo mismo” interrelaciona doce cortocircuitos rockeros con arreglos folk y milongueros, una colección en la que se conjuran recovecos existenciales, amores fraternales, brumas emocionales y conecta las orillas y los paisajes rurales con “Pequeño gran orador” y “Le tengo miedo al silencio”, el country que compuso con el vocalista de La Renga, Chizo Nápoli, con la letra que su abuelo Francisco Betancor escribió hace 50 años. 

“Son cuatro poemas de mi abuelo que se convirtieron en canciones -se apresura a contestar Piti durante la previa de su debut en el auditorio cordobés Quality-, mi abuelo sería en todo caso el coautor. Ellas son ‘Esperándome’, ‘Conmigo mismo’, ‘Le tengo miedo al silencio’ y ‘Flores blancas’”. 

-¿Cómo será el show?

-Venimos con la misma cantidad de integrantes de las Pastillas, con la diferencia de que acá hay tres guitarras. Si bien en esta oportunidad me cuelgo una al cuello, el concierto no por eso es necesariamente acústico. En realidad es muy eléctrico, con banda, con mucho blues y country, algo de folk, para mover la patita.

La guitarras enchufadas las manejamos mi sobrino y yo y Martín Morales, que es nuestro integrante mendocino. Es maradoniano en su forma de tocar la guitarra. Él está tocando con muchos músicos en Buenos Aires y ahora está conmigo en estas dos fechas, la de Córdoba y la de Mendoza. 

-¿Cómo te sentís con respecto al estreno de tu primer álbum solista? 

-Estoy muy contento. También porque mi familia viene girando conmigo. De hecho, mi viejos están ahora acompañándome. Por otro lado, para mí es un gran desafío ya que me presento con el oficio de violero. En estos quince años de las Pastillas, nunca toqué una guitarra en el escenario.

En realidad, exorcizamos las dudas todos cuando nos presentamos por primera vez en Rosario. Además, en este show estoy más parlanchín. Me pongo hablar de mi familia. Hablo y hablo, cosa que era imposible durante los toques con Las Pastillas.

-¿Cómo se generó la idea de “Conmigo mismo”?

-La producción del disco fue vertiginosa. En julio del año pasado teníamos dos o tres temas. Desde el kilómetro cero era un proyecto muy personal, muy diferente a las Pastillas. Está hecho para mi familia. En aquella oportunidad lo llamé a mi primo -Diego Betancor- y con él rescatamos las poesías de mi abuelo.

El tema “Esperándome”, es sobre el momento en que Francisco depositó las cenizas de mi abuela en un río. En todas las poesías tuvimos que agregar un estribillo. En realidad fue como si hubiéramos compuesto a dúo con el abuelo. De todas maneras quedaron afuera varias canciones, como una milonga con mezcla de funk, una poesía en lunfardo de mi abuelo, sobre una disquera del barrio. 

-¿Es cierto que además vas a cantar en el show un popurrí de clásicos rockeros?

-Sí. Es que con sólo doce canciones me quedo corto para un show, por eso vamos a tocar algunas versiones de los ‘60 y ‘70, con La Pesada del Rock and Roll, Moris, Miguel Abuelo, Manal, Vox Dei, Almendra, Tanguito y más. 

-¿Qué tanto se parecen a las originales?

-No se parecen. Los hicimos pelota. Son versiones que están intervenidas con aires folk. Son tres popurrí de tres canciones cada uno. 

-¿Esta selección ha sido caprichosa?, ¿es una lista nostalgiosa? 

-Me gusta decir que tenía ganas de repasar el árbol genealógico de nuestro rock. Son las canciones pioneras. En algún momento hemos dicho que si hacemos un segundo disco solista, vamos a hacer versiones de títulos de los ochenta y los noventa. Pero hay que arrancar por los primeros, los clásicos. En realidad, tengo craneados dos discos más por delante, aunque no estarían entrelazados entre sí. 

-Cambiando de tema hacia las Pastillas, ¿tienen pensado un show aniversario de sus 15 años?

-Estamos cumpliendo 15 años con el lanzamiento de un dvd, el primero de la banda. Faltan unos veinte días para publicarlo. Van a tener más de veinticinco temas en vivo, mezclados con entrevistas y detrás de escena. También viene con unos extras; unos cuentos míos. Son cortometrajes con fotos e imágenes de archivos.  

-¿Y con tu banda de covers de Sumo? ¿Virna Lisi? ¿De dónde salió este proyecto? 

-Hay músicos de esta banda en “Conmigo mismo”. El baterista, el tecladista y el bajista son miembros de Virna. Ahora vamos a tocar en diciembre otra vez, después de una larga ausencia. Hemos ido a Córdoba con Virna y esperamos en un futuro recorrer más ciudades.

Sin embargo, invocar a Luca me provoca una mamúa que a veces es contraproducente, por eso, trato de tocar poco con Virna porque es muy desgastante. Termino muy roto al otro día (risas). De todas maneras para mí es el proyecto más placentero. Estoy muy relajado. Queremos llevarlo a Mendoza. 

 

La ficha

Piti Fernández presenta “Conmigo mismo”

Día y hora: hoy a las 21.30.
En: Salón de los Olivos, Arena Maipú (Lateral Sur Emilio Civit 791, esquina Maza).
Entradas: $ 600, $ 500 y $ 400.