Arquitectura Miércoles, 17 de enero de 2018

Ocho ideas increíbles para decorar cuartos infantiles

La premisa es clara: lograr que el cuarto se vea divino y aprovechar el espacio disponible al máximo.

El desafío está en no caer en las decoraciones tradicionales, ya un tanto anticuadas, y animarse a nuevas propuestas, más innovadoras y descontracturadas.

¿Algunos ejemplos?. El clásico empapelado celeste o rosa con dibujitos o la guarda que se colocaba a lo largo de la pared no van más. Hoy podemos optar por vinilos adhesivos más informales o por dejar la pared blanca y colgarle distintos objetos, como pueden ser banderines de tela o cuadros divertidos. Si los cuadros están pintados por ellos mismos, también participan del proceso decorativo.

Otro punto a tener en cuenta es la funcionalidad. Armar una buena distribución de distintas zonas dentro del dormitorio es fundamental: un espacio para dormir, una zona de juegos y otra destinada al guardado de los juguetes y los libros.

Prestá atención y mirá estas 8 ideas súper innovadores y funcionales que te traemos para que te inspires y ¡armes un cuarto infantil original!

1. Colgar cuadros hechos por los niños. En vez de guardar todos sus dibujos en un cajón, ¿por qué no exponerlos en las paredes de su cuarto?.

2. Armarles su propia biblioteca. Es importante que los chicos tengan los libros a mano para que puedan agarrarlos por sus propios medios, sin tener que pedirle ayuda a los papis.

3. Crear una biblioteca con cajones de verdura pintados. Esta biblioteca no podría ser mas económica y ¡queda muy canchera! Si preferís algo más neutro, una buena opción es pintar los 3 cajones de blanco.

4. Decorar la pared con vinilos adhesivos de distintos motivos. Como ya dijimos antes, dejemos de lado empapelado que ¡ya fue! y elijamos vinilos adhesivos. Son super fáciles de colocar y se adhieren a cualquier superficie limpia y lisa.

5. Crear un espacio de arte para ellos. Dicen que los niños son los mejores artistas. Por eso, es importante generar una zona especial que cuente con los materiales y las herramientas necesarias para que puedan desarrollar su creatividad.

6. Pintar una pared con pintura de pizarra. En cualquier pinturería venden pintura negra de pizarra. Es económica y te permite crear tu propio pizarrón ¡del tamaño que quieras!.

7. Hacer una carpa casera. Todos los chicos sueñan con tener su propia guarida. Sólo basta con una sábana y un poco de imaginación, para armar una divertida carpa casera. También, si tu presupuesto lo permite, podés comprar una, vienen en todo tipo de motivos y colores.

8. Colocar un barral debajo de un estante para colgar la ropa de los peques. Esta idea es perfecta para lucir las coquetas prendas de los más chiquitos.

Fuente: http://servicioinformativodelaconstruccion.com