Más Deportes Domingo, 14 de enero de 2018

Motos: frustración del mendocino Caimi, tras abandonar

La moto se le enterró casi hasta el asiento, se recalentó el embrague pero al final no funcionó más. Gran tristeza del piloto.

Por Redacción LA

Franco Caimi quedó fuera de competencia durante la séptima especial, de la etapa de ayer. El piloto mendocino estuvo detenido en el CP2 y tras la demora la organización no tuvo otra que anunciar que el argentino no continuaría por problemas mecánicos. 

Le quedó lejos Uyuni, y la tristeza fue enorme. En el 2017 finalizó octavo y fue el mejor debutante, por eso es que Caimi, a bordo de la Yamaha WR450F, mantuvo alta la ilusión en esta edición 40 del Rally Dakar.Hasta que ayer, entre las ciudades bolivianas de La Paz y Uyuni, alrededor del kilómetro 170 comenzó a tener problemas.

Amargado y con impotencia, el piloto expresó a otros medios que "Fue un año duro de trabajo que nos deja con las manos vacías muy pronto. Me metí a un charco que estaba con mucho barro y la moto se enterró casi hasta el asiento. Hice mucha fuerza para sacarla y por esa razón se recalentó el embrague. Cambié los discos, logré llegar al reabastecimiento, pero no pude continuar porque la moto no funcionó". 

De todas maneras, Caimi apuesta al 2019: "Es un momento difícil porque hasta hace un par de días venía haciendo una carrera casi perfecta. Pero estoy seguro que voy a revertir esta situación, esto recién comienza para mi, todavía soy nuevo en esta especialidad y sin dudas que voy a tener revancha el año que viene ", finalizó.

El mendocino estuvo en el puesto 35 hasta la sexta especial, a 2h57m de la punta.