Fincas Jueves, 11 de enero de 2018

Más de tres mil productores de durazno de la provincia están en riesgo en la provincia

Afirmaron que hay industriales que no respetan el precio de $6 por kilo pautado con las empresas. Sólo la firma Abba está pagando lo pautado

Por Redacción LA

Con muy buena calidad y rindes, los productores de durazno enfrentan una temporada con incertidumbres en materia comercial.

Es que si bien ya fue fijado $6 el kilo entre industriales y gobierno local, del lado de las empresas no se estaría respetando el monto pautado.

“Sólo la firma Abba adhirió y está pagando a los productores de durazno a $6 el kilo, pero hay otras firmas como Diarco en el sur que están ofreciendo pagar a $3,50 el kilo de durazno. Con ese valor comercial los productores no pueden cubrir sus costos”, detalló Mario Leiva titular de la Sociedad Rural del Valle de Uco.

La ironía es que según el dirigente agrícola, la industria pudo acceder a un financiamiento en condiciones muy convenientes para procesar la fruta esta temporada pero con el compromiso de respetar el precio de $6 el kilo.

En cuanto a la naturaleza del financiamiento para la industria,  desde la cartera del Ministerio de Economía, Infraestructura y Energía del gobierno provincial lanzaron una línea que comenzó a operar a partir de octubre del año pasado y que cubre hasta el 25% de la producción anual que tiene la industria.

El destino del préstamo es para la compra de hojalata, un insumo base con una tasa de 12% anual más 2% de gastos administrativos, y 11 meses de devolución a través Mendoza Fiduciaria como organismo ejecutor. Sin embargo todas estas ventajas evidentes para los industriales no se estarían trasladando al productor, ya que el precio de $3,50 es un valor  que representa casi la mitad de lo pautado. 

Del lado de los hombres de campo, según Leiva y de continuar con ciertos juegos especulativos de la algunas empresas colocaría en jaque la vida comercial de los productores de durazno.

Y es una realidad para tener en cuenta, ya que más de tres mil productores de durazno en la provincia podrían tener quebrantos, al tener que enfrentar una temporada donde los precios pagados no son acordes a los costos de producción que les demandaron los duraznos.

“Necesitamos que los industriales respeten el precio de $6 el kilo, es lo que se pautó y queremos que cumplan con los compromisos”, concluyó Leiva.