Fincas Martes, 3 de octubre de 2017

El IDR estimó 10.500 hectáreas de ajo para esta temporada

La superficie hortícola invernal marca un incremento en general del 6% según los datos de la provincia.

Por Redacción LA

La estimación para la temporada 2017 de superficie hortícola invernal marca un incremento en general del 6%, impulsada principalmente por un crecimiento en la cantidad de hectáreas implantadas con ajo.

De acuerdo al informe que técnicos del Instituto de Desarrollo Rural (IDR) presentaron al subsecretario de Agricultura, Alejandro Zlotolow, la producción de ajo crecería 14% respecto al año anterior, es decir,  tres puntos más que el incremento registrado en 2016.

En tanto, la cebolla subiría 2% respecto a 2016, ocupando un 6,5% de la superficie implantada.

Sin embargo, las hectáreas sembradas con otros cultivos, como los de hojas verdes (lechuga, acelga, espinaca, entre otros) marcarían una merma, al igual que la papa y la zanahoria.

Según el relevamiento, la superficie total implantada con hortalizas de invierno pasa de 13.615 hectáreas a 14.441, y las de ajo de 9.292 ha a 10.551 hectáreas.

La distribución de las hectáreas con estos cultivos se da en un 51%, en el Valle de Uco; 29% en el centro (el llamado cinturón verde); 10%, en la zona Norte; 6% en el Este y 4% en el Sur.

Si bien la horticultura representa la tercera actividad agrícola en la provincia, con 31.200 hectáreas en total (de verano e invierno), detrás de la producción de vid y frutales, es la actividad que más mano de obra emplea en el rubro y la segunda que más aporta al PBG.

El informe ubica a Mendoza como la segunda provincia con mayor cantidad de hectáreas con cultivo hortícola, detrás de Buenos Aires, representando el 14% a nivel nacional.

El ajo en repunte sostenido

La superficie de ajo mantiene un crecimiento sostenido desde hace algunos años. En 2016 este cultivo representó una proporción del 68% de  la superficie hortícola invernal,  mientras que para esta se elevaría a 73%, con lo que se espera una producción cercana a las 130.000 toneladas, en el supuesto de que se mantengan los rendimientos de la temporada pasada.

La principal zona de cultivo de ajo, es el valle de uco, con 6.514 has. El 85% de la producción es para el consumo (el 74% se exporta y el resto va al mercado interno), el 13% va a semillas y el 2% a la industria. El principal mercado es Brasil, donde tiene una incidencia del 34%, dentro de lo importado desde este país. el 77 % del ajo exportado fue a Brasil

Del estudio realizado por el IDR se desprende además que se espera buena calidad del producto, debido a que se implanto más del 60 % de ajos colorados y ajos blancos dentro de las fechas técnicamente recomandadas. Además, las condiciones climáticas han sido favorables por no haberse registrado fríos extremos.

Otro dato es que el 55% de lo plantado es ajo morado, el 34% colorado, 6% blanco y 5% otros tipos (blanco temprano principalmente).

Otro de los factores detectados, fue la implementación de tecnología de riego y la mecanización de la siembra y de la cosecha.