Mendocinos por el mundo Domingo, 14 de junio de 2015 | Edición impresa

El economista que integra el Banco Mundial en Washington

Con tan solo 26 años Matías Moretti consiguió trabajo en el organismo internacional. Allí investiga sobre los flujos de capitales y también escribe papers y un libro próximo a editarse.

Por Redacción LA

Con apenas 26 años, Matías Moretti tiene dos títulos importantes: es licenciado en Economía de la UNCuyo y Magister en Economía en la Universidad Torcuato Di Tella. Esta formación y su marcada capacidad de análisis lo llevó a conseguir un puesto en el Banco Mundial en Washington, capital de EEUU. Pero irá por más, ya que está por comenzar un doctorado en Economía en Nueva York. 

Nacido en Mendoza Capital y recibido en 2011, decidió partir para continuar su formación de posgrado en Buenos Aires. A través de la Di Tella logró conseguir trabajo en el BM. “Al principio comencé a trabajar vía on line desde Buenos Aires mientras cursaba el segundo año de la maestría. Una vez que terminé con el cursado, a fines de 2013, vine a trabajar a la sede central del Banco en EEUU”, relató.

Actualmente trabaja en el departamento de investigación del BM, en el área de Macroeconomía y Crecimiento. El nombre específico de su puesto es research analyst (analista en investigación).

“En el día a día tengo varias tareas, lo que es bueno porque el trabajo nunca se vuelvo monótono. Las tareas son desafiantes y tengo que estar siempre leyendo y estudiando cosas nuevas. Además, me permite interactuar con economistas renombrados de todo el mundo”, remarcó Matías.

 

Sus investigaciones 
En el tiempo que el mendocino lleva en EEUU ha participado de la escritura -junto a otros miembros del Banco- de un working paper (documento de investigación) acerca de los flujos de capitales desde y hacia América Latina y el Caribe (ALC) y su relación con los flujos comerciales.

“En el trabajo, mostramos evidencia de que los países desarrollados del norte son los principales inversores en ALC, pero los países emergentes han estado ganando terreno, tanto en el volumen de inversiones como en el número de conexiones (es decir, cada vez son mas los países emergentes que invierten en ALC)”, explicó. 

En ese trabajo, además, analizan si las inversiones de capital que recibe ALC tienen alguna relación con sus flujos comerciales (exportaciones e importaciones).

“Los modelos clásicos de economía dicen (en líneas muy generales) que los flujos comerciales y los flujos de capitales son sustitutos. En otras palabras, los países desarrollados invierten en países en donde no pueden exportar sus productos y de esta manera pueden ganar acceso a estos mercados. Nuevos modelos teóricos, sin embargo, sugieren cierta complementariedad de estos flujos”, detalló. 

Por otro lado, también ha coescrito un capítulo de un libro próximo a salir llamado “Global Financial Development Report”. “Se trata de una publicación anual del Banco Mundial. Este año, la temática del libro es el financiamiento de largo plazo alrededor del mundo”, señaló.

En su capítulo, junto a su compañero analizan “el rol de los inversores institucionales (fondos de pensiones, compañías de seguros, fondos mutuos) en las inversiones de largo plazo”.

“Proveemos evidencia indicando que, contra la expectativa generalizada, estos inversores no necesariamente invierten a largo plazo, aun cuando estén dadas las condiciones macroeconómicas y hayan instrumentos de largo plazo disponibles. Diferentes razones están detrás de esto y los resultados, sugieren, un replanteo del marco regulatorio detrás de algunos de estos inversores”, detalló.

 

Nuevos horizontes

-¿Cómo es un día de tu vida?

-En el Banco trabajo de 9.30 a 18 por lo que en la semana no tengo mucho tiempo libre. Los fines de semana aprovecho y trato de conocer bastante. Washington es una ciudad relativamente pequeña, pero tiene cientos de lugares para conocer. Lo bueno, en relación a otras ciudades de EEUU, es que la gran mayoría de museos y atracciones son gratuitas, así que se hace fácil pasear.

-¿Cuáles son tus planes a futuro?

-En agosto voy a empezar mi doctorado en economía en New York University (NYU). Va a ser increíblemente difícil pero estoy muy contento por esto. NYU es una de las 10 mejores universidades del mundo en economía y es una oportunidad única en la vida. Pude acceder a través de la Universidad Di Tella.

Los profesores de esta universidad me brindaron su apoyo y escribieron las respectivas cartas de recomendación, que al fin y al cabo fueron la llave para acceder a NYU.

-¿Cómo te recibieron por allá?

-Hasta ahora muy bien. En Washington hay una comunidad muy grande de latinos que trabajan en distintos organismos internacionales y por lo tanto se hace fácil insertarse en la sociedad.