Estilo Jueves, 12 de octubre de 2017 | Edición impresa

“Condorito” levanta vuelo

El pájaro andino y picarón, que se hizo célebre en la historieta, llegó a la pantalla grande en versión animada.

Por Pablo Pereyra - ppereyra@losandes.com.ar

El popular personaje de historieta humorística creado por el chileno René Ríos Boettiger (1911- 2000), “Condorito”, lleva más de medio siglo haciendo reír a varias generaciones de lectores, convirtiéndose en un entretenimiento de culto. 

68 años después de su debut, con un legado de expansión que alcanza más de una docena de países, incluyendo Estados Unidos, llega su primera adaptación digital en 3D. 

 

 

Sin duda, ha sido un gran desafío equiparar un icono popular latinoamericano a los estándares de películas de animación que dominan el mercado anglosajón, pero la unión de dos productoras de Perú y Estados Unidos y de artistas de varios países del continente, consiguieron un resultado respetable al menos por lo que se ve en el trailer. 

“Condorito, la película” está codirigida por dos realizadores: el animador, dibujante y cuentista de origen británico Alex Orrelle, con experiencia de animación en filmes como “Buscando a Nemo”, “El oso Yogi”, “Los increíbles” y del reconocido realizador peruano Eduardo Schuldt (“El delfín: La historia de un soñador”). 

 

 

Uno de los tres guionistas del largometraje es el también actor y director argentino Martín Piroyansky (“Mamá se fue de viaje”, “Permitidos”, “Sin hijos”, “Vino para robar”). 

Y en el reparto de los principales personajes se destacan actores colombianos, chilenos y mexicanos: Omar Chaparro (Condorito), Jessica Cediel (Yayita), Cristián de la Fuente (Pepe Cortisona), Jey Mammon (Molusco) y Coco Legrand (Tremebunda). 

Con música de Elvis Presley, Kool & The Gang, Yandel, Daddy Yankee y Otis Redding, la trama desarrolla una aventura desde Pelotillehue hasta el espacio exterior, en la que Condorito y su sobrino Coné se suben a un transbordador para rescatar a Tremebunda, la madre de Yayita, secuestrada por unos extraterrestres.