Más Deportes Martes, 14 de noviembre de 2017 | Edición impresa

Argentina cierra el año ante un rival que tendría en la cita rusa

La Selección afronta el último partido de 2017, ante Nigeria, equipo al que podría enfrentar en el Mundial 2018.

Por Redacción LA

El seleccionado argentino, con la pactada ausencia del capitán y figura, Lionel Messi, afrontará ante Nigeria en Krasnodar, Rusia, el último amistoso del año en su preparación para el Mundial 2018.

Luego del triunfo del sábado ante los rusos en Moscú por 1-0 con gol de Sergio Agüero, el equipo de Jorge Sampaoli cierra la gira por el país anfitrión de la Copa del Mundo con una prueba ante uno de los representantes africanos en el certamen que servirá para observar el funcionamiento de otros jugadores que buscan ganarse un lugar en la lista para el 2018. Messi fue liberado por el DT y recién reaparecerá en la próxima fecha oficial FIFA, programada para marzo, con un partido ante Italia en Basilea.

Luego de la sufrida clasificación, el entrenador santafesino quedó conforme con la actuación de sus dirigidos en Moscú y consideró que hubo “avances” de cara lo que viene.

“Hay mucho tiempo por delante y tenemos que seguir por este camino”, apuntó Sampaoli, quien está invicto al frente de la albiceleste luego de cuatro triunfos y tres empates, entre partidos oficiales y amistosos. El ex técnico de Chile, también quedó satisfecho con el trabajo defensivo de Pezzella, Mascherano y Otamendi, y sería la única línea que no modificaría para el ensayo de hoy.

Lo que sí cambiará será el arquero, ya que Marchesín tendrá la chance de ocupar el lugar de Sergio  Romero. En el medio, Sampaoli ubicaría a Banega en lugar del mendocino Enzo Pérez, mantendría a Kranevitter en el eje central y por izquierda seguiría Lo Celso, quien a pesar de meterse en esta convocatoria a último momento conformó al cuerpo técnico. En tanto Paulo Dybala volverá a tener una chance luego de perder la titularidad y será el reemplazante de Messi.

En ofensiva, el DT también apostará por el ingreso de Cristian Pavón, quien participó de la jugada del gol de Agüero, en reemplazo de Toto Salvio, y completará el tridente con el Kun y Angel Di María. El ex Independiente, goleador histórico de Manchester City, y tercer artillero histórico de la Selección, se perfila como el “9” titular de ‘Sampa’ por sobre Darío Benedetto y Mauro Icardi, aunque en un mismo escalón que Gonzalo Higuaín, quien seguramente volverá a ser citado el próximo año.

 

China y sus millones, por la cita 2030

La Copa del Mundo de 2030 no es una más: será la indicada para la celebración del primer centenario de la competición, que empezó a disputarse en 1930. Por ello surgió la idea de una candidatura conjunta entre Uruguay, anfitrión de aquella primera edición, y Argentina, que jugó la final en aquel Mundial contra el local.

Y la postulación, a la que se sumó Paraguay empujada por la Conmebol, recibió el aval de la FIFA. A esa candidatura, le apareció de manera oficial, un rival económicamente poderoso: China, a partir del impulso que pretenden darle a la postulación 13 ciudades de las más importantes de aquel país.

Según informa en su edición de ayer el diario oficialista Global Times, la intención de estos trece líderes chinos apunta a la Copa del Mundo de 2030 o a alguna de las posteriores, con el afán de que el Mundial vuelva a extremo oriente después de varios años de ausencia; la única edición realizada allí fue en 2002, con la organización conjunta de Japón y Corea del Sur.

Para este plan hubo una fuerte incorporación de estrellas de renombre mundial en la Superliga china, con una erogación multimillonaria en dólares. Uno de los que que arribó fue Tevez, quien en principio está comprometido por dos años con el Shanghai Shenua a cambio de 40 millones de dólares.