• Jueves, 15 de junio de 2017
  • Edición impresa

San Martín: reclamos por malas condiciones en salidas de la ruta 7

Las dos principales bajadas a la ciudad tienen falencias en la iluminación, fallas en la demarcación y poca cartelería. Hay basurales clandestinos y prostitución.

Javier Hernández - jhernandez@losandes.com.ar

Los dos principales ingresos a la ciudad de San Martín, para los conductores que viajan por la ruta 7 viniendo desde el este, muestran problemas similares: en ambas bajadas de los puentes se observa la casi total ausencia de iluminación, hay fallas graves en la demarcación del camino y la cartelería es escaza. Los accidentes en la zona no son raros y este lunes un camionero falleció tras un choque. 

“Si viajás desde Buenos Aires a San Martín es probable que al llegar a la bajada te pasés de largo, especialmente de noche, porque las indicaciones para el que no es de la zona son muy pobres”, cuenta Marcelo, que es remisero, conoce el lugar y su problemática: “Uno porque baja todo el tiempo por allí, pero el que viene de afuera no tiene muchas referencias y para colmo faltan luces, de noche ingresás a la salida del puente como a una boca de lobo”.

Desde la comuna de San Martín dicen que son conscientes del problema, del reclamo de los vecinos y aseguran que han hecho gestiones ante Vialidad Nacional, aunque la situación no ha cambiado: “Somos la principal ciudad de la región y sin embargo, el ingreso por la ruta 7 no está debidamente señalizado. Hay reclamos nuestros ante la nación y también expedientes pidiendo una solución”, dicen desde el Ejecutivo municipal.

Lo cierto es que para quien viaja por ruta 7 desde el este resultan evidentes las diferencias, ya que hasta el puente de Buen Orden, que es el anterior a la primera de las dos entradas a la ciudad de San Martín, la cartelería y las luminarias de la ruta son en general, las indicadas, más que nada porque todo ese largo tramo que llega hasta Desaguadero, en La Paz, está concesionado al peaje.

 

 

Pero es precisamente a la altura del distrito de Buen Orden donde acaba la concesión de la ruta 7 y en el siguiente puente, el del carril Montecaseros, uno de los dos ingresos principales a San Martín, las falencias ya son evidentes. No hay luces sobre el puente y debajo solo unos pocos focos alumbran el camino; la cartelería que existe está desdibujada o no existe y lo mismo ocurre con la señalización horizontal del camino.

Además, como resultado de la oscuridad reinante, la zona es un lugar inseguro, y hay focos de basurales clandestinos en la colectora, que también es punto de referencia para la prostitución.

“Estamos en el ingreso a la ciudad y acá los asaltos son habituales porque faltan luces y la policía rara vez recorre estos lugares. El que no conoce puede ser víctima de un robo y es lo que ocurre con algunas parejas, que suelen buscar intimidad por las noches pero al final resultan asaltadas”, cuenta Emilio, que vive en el barrio El Nevado, a metros del puente y que recuerda el crimen a comienzos de 2016 el crimen de un hombre de 60 años, que recogió a un travesti en la zona y luego fue muerto de un disparo en medio de un asalto.

 

 

El segundo puente es el del carril Costa Canal Montecaseros, donde la situación es apenas mejor: hay cartelería sobre el camino y una torre montada para iluminar un mástil donde flamea una bandera argentina aporta algo de luz por las noches, aunque la bajada del puente también resulta oscura e insegura.

En esa zona, siempre sobre el puente de la ruta y muy cerca del mástil, dos camiones chocaron en la madrugada de este lunes y como consecuencia de ello, murió uno de los conductores: “No es la primera vez que allí hay choques graves. Más que accidente yo hablaría de negligencia porque no hay una sola luz funcionando y la demarcación es muy mala”, confirma Julio, vecino del lugar.