• Lunes, 3 de julio de 2017
  • Edición impresa

Patricia Profumo: tendencias nupciales con aires marinos

Desde Jamaica y República Dominicana, la diseñadora adelanta parte de su colección para casamientos, en géneros livianos, sensuales y despojados. Lo que se viene para dar el “Sí” con mucho estilo.

Analía de la Llana - adelallana@losandes.com.ar

Las opciones nupciales no se hacen esperar a la hora de pensar el mejor diseño con tiempo para cada novia. En esa previa cada mujer busca su estilo de acuerdo a la ocasión. Una de las tendencias elegidas por muchas es aprovechar el aire libre, que ofrece un brillante día de sol ya sea en un marco verde (puede ser campestre) o en el mejor de los casos, en destinos playeros o en contextos de agua.

La referente nacional en diseño Patricia Profumo, dialogó con Estilo, acercando algunos de sus estilo nupciales cuya producción se realizó en República Dominicana y Jamaica, como parte de su nueva colección. Desde paisajes paradisíacos y acompañada por su familia contó todo acerca de sus diseños, consejos para los vestidos de bodas y secretos imperdibles.

-¿Cómo nace esta última producción de novias? 

-La colección de novias que presentamos en Jamaica, es una línea muy cómoda, sensual y liviana, ideal para casarse de día y al aire libre si se puede. Está inspirada en el aire, el sol, el  verano, la suave brisa del mar, y lo tropical.

-Contame las características de esta colección nupcial...

-Esta colección se llama "Brisa", que es una mini colección llevada a estas playas y destinos donde su nombre  lo indica todo. Es pura y exclusiva de novias, pero inspirada en una novia jovial, fresca, libre, descontracturada, informal y sensual....

-¿Qué debe tener para vos un vestido de novia?

-El vestido de novia tiene que ser personal y no debe faltarle un detalle protagonista que puede ser desde un encaje, a un simple juego de perlas bordadas. Muchas veces lo más simple, resulta  lo más elegante y  lo que mejor nos queda, sin por ello perder el estilo, o caer en la nada misma....

 

 

-¿Qué marca tendencia para esta temporada en vestidos de bodas?

- Mi propuesta es siempre de líneas puras, que además coincide en cómo va la moda. Creo que los volúmenes en las faldas o lo muy barroco, ya está perdiendo peso en los estilos, y la apuesta es hacia un perfil más fresco, moderno y juvenil, también cómodo.

- Si le hubieras realizado el vestido de novia a Antonella, la esposa de Messi... ¿Qué diseño y tono hubieras  elegido para ella? 

- Elegiría un vestido a su estilo, muy sensual, con amplia espalda y un escote moderado, ya que tiene muy buenas curvas. Quizá la parte inferior la haría asirenada, o con una línea A, quedaría muy bien, ya que no tiene una altura significativa.

-¿Cuáles son los errores más comunes a la hora de pensar en el diseño del vestido?

- Hay algunos que siempre destaco, y es el exceso de información en el look. Si es el pelo: un peinado muy armado, que da una imagen de más edad o bien acartonado, formal...Si es el make up, mucho maquillaje, y lo que es peor no corregir imperfecciones, por ejemplo, grandes lunares, u ojeras muy marcadas, entre otros detalles. Si se trata del vestido un error es el clásico diseño "arbolito de navidad", que tiene un poco de todo: falda amplia, velo, encajes, manga, moños, flores... ¡Eso no!

 

 

-¿Qué proyectos presentes y futuros se vienen?

-Hay muchos, pero iré ejecutando de a poco, ya que las ganas y el impulso van más rápidos que el tiempo y las posibilidades de hacerlo todo junto. Hay que ir con cautela, para afirmar cada paso. Tengo proyectos que van desde generar espacios de publicidad en la maison para marcas que quieren o necesitan expandirse, hasta eventos sociales. Otros proyectos tienen que ver con más viajes para presentar mi última colección "Crepúsculo" en el interior. Dentro de poco estaré en San Juan de la mano de Matías Sambrizzi. A corto plazo la gira seguirá luego por  Mendoza y San Luis, y ya se vendrá la nueva colección de verano.

 

Los sí y los no

Outfits nupciales

¡Los sí!

Para el día:
vestidos cortos, leves brillos (detalles mínimos o simplemente el género), zapatos cómodos pero elegantes y sin brillos, peinados sueltos o semirecogidos con ondas, y un detalle mínimo en el cabello. 

Para la noche: También puede ser un vestido largo, pero muy simple en líneas preferentemente puras, con algún escote sensual.
 




Los no

Para el día: peinados muy armados, mucho maquillaje, coronas o tiaras, vestidos con mucho volumen y brillos. Tampoco caer en la simpleza extrema en los detalles del vestido, que el peinado sea como el de una salida diaria, o el maquillaje muy lavado. Todo en su equilibrio