• Martes, 11 de julio de 2017
  • Edición impresa

Objetos con impronta oriental

Una diseñadora de interiores nos sugiere elementos orientales requeridos por aquellas personas que desean sumar un toque de esa mística a sus ambientes. ¡A tomar nota!

Analía de la Llana - adelallana@losandes.com.ar

Si sos una amante del mix de culturas a  la hora de decorar tus ambientes hogareños, y si tenés una especial fascinación por sumar toques orientales a tu casa, tenés que saber algunos aspectos fundamentales para dar con los objetos adecuados, que generen esta impronta.

Si bien los contrastes entre elementos tradicionales y contemporáneos son sumamente atractivos, hay que tener ciertas premisas para lograr el equilibrio deseado.

 

 

El caso del  interiorismo de estilo oriental (con influencias procedentes de Japón o China, e incluso India) suma siempre adeptos, y convive con otras tendencias requeridas por los mendocinos.  Y es que una de sus ventajas es la facilidad con la que se puede dar un aire oriental a cualquier espacio, desde la cocina hasta el cuarto de baño, pasando por el salón o el dormitorio y, por supuesto, el recibidor.

Con esencia minimalista y contemporánea: El estilo oriental es minimalista, mientras menos cantidad de muebles y accesorios se utilicen, mucho mejor. Lo que no implica que deje de ser actual. Eso sí, los pocos muebles que se elijan deben ser pequeños, cercanos al piso y de buena calidad. 

 

 

Materiales: lo más naturales posible: El bambú es un material que no puede faltar en el estilo oriental, ya sea en muebles, decoraciones o persianas. También se puede optar por otras maderas para agregar calidez y brindar más variedad.

 

Las sugerencias de la experta

Luz para tus rincones. Según precisó la licenciada en diseño interior Tania Alegre de “ZarazaDeco” (9 de julio 1023, ciudad) “entre los elementos por los que suelen preguntarnos los mendocinos a la hora de decorar con esta esencia oriental, se encuentran los faroles bien trabajados en su estilo ,  ideales también para velas. Si bien casi todos son metálicos, también vienen en maderas diversas.

 

 

Por otro lado, también se lucen aquellos faroles que son colgantes, calados y con terminación en punta que preservan su carácter oriental, pero con un toque más moderno”.

 

 

Para un living especial. “Las alfombras son grandes aliadas, y muy características si se desea generar un ambiente de este estilo en un living. Las mismas se acompañan a su vez por mesitas grandes y bajas (otro mueble característico de estas culturas) generalmente en madera”, detalló la diseñadora.

 

 

Con un material de tipo “esterilla”, las alfombras se lucen con mesas y almohadones o puff bajos.

“En el caso de los puff, son mullidos y bajitos, sin patas, y por lo general redondos. Quedan muy bien”, apuntó Alegre.

Lámparas de techo, otro toque único. “Por lo general  las lámparas son de tela tipo papel de arroz, aunque también vienen en otros materiales que mixturizan estilos. A la hora de crear un ambiente característico y sumar el detalle de estas culturas quedan muy bien, y se lucen con tonos y dibujos con esa temática cultural.

 

 

Lo más notorio en los mendocinos (en general) es que a la hora de elegir elementos decorativos de oriente,  tienen en cuenta el Feng Shui”, informó la especialista. 

 

 

Fuentes de agua. También ligadas al Feng shui, pueden decorar rincones, patios de luz o ambientes especiales, con un sonido que acompaña el relax al que se apunta.

 

 

Paneles japoneses o shojis. Son ideales para lucir en las ventanas, o utilizarlos como separadores de ambientes si es necesario. Estos paneles  o shojis se realizaban tradicionalmente con madera y papel de arroz, y son un elemento emblemático en la decoración de estilo oriental. Aportan un toque cálido y definen totalmente el ambiente. Por eso, los amantes del estilo, no suelen prescindir de ellos.

 

 

 

En síntesis...

Si deseas combinar la tradición oriental, pero sólo con toques en tu diseño interior del hogar no olvides:

1) Entre los materiales que utilices privilegiá la piedra, la madera (en especial maderas asiáticas como la de cedro), el bambú, la seda, y el papel de arroz (entre otros).

2) Tu casa no tiene que ser una copia fiel del estilo oriental en todos los ambientes , sino un hogar con el equilibrio justo de muebles bajos, y estilo minimalista (en los muebles), combinado con lo moderno.

3) Por su lado, el color rojo es importante en en el oriente, y se usa especialmente en almohadones. Incluílo en otras formas y objetos  también, como vasijas, floreros y diversas  decoraciones pequeñas. En cuanto a cuadros, apuntá a  fotos de la naturaleza, paisajes japoneses o ilustraciones típicas.