Economía Jueves, 20 de abril de 2017 | Edición impresa

Mendoza, entre las provincias con más pérdida de poder adquisitivo

Solo a cuatro les fue peor en el 2016. El Indec reveló que en un año los salarios del sector privado local crecieron 4,6 puntos porcentuales menos que el índice inflacionario.

Por Mariano Zalazar - mzalazar@losandes.com.ar

En 2016 el sector privado de Mendoza fue uno de los que más poder adquisitivo perdió en todo el país. Sólo en Río Negro, Neuquén, Tierra del Fuego y Catamarca, los trabajadores tuvieron ajustes salariales más bajos que en nuestra provincia.

Así lo demuestran los números publicados por el Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec) en su informe de “Estadísticas de registros laborales”. 

Los datos difundidos por el organismo indican que entre el cuarto trimestre de 2015 y el cuarto trimestre de 2016, el salario promedio privado de Mendoza aumentó un 34,32%, pasando de $ 12.296 a $ 16.516 netos.

El incremento fue 4,68 puntos porcentuales menor al índice inflacionario que, según un estudio de Fundación Ideal, fue del 39% a nivel país en ese período (el índice se obtuvo de un promedio de la medición del IPC Congreso, IPC San Luis y IPC oficial de Mendoza).

En otras provincias, en cambio, los ajustes salariales del sector privado fueron mayores y la diferencia con la inflación menor. La que mayor incremento de sueldos promedio tuvo en ese período fue Formosa y la que más poder adquisitivo perdió fue Catamarca (ver cuadro).

A nivel país el incremento promedio fue del 35,88%, pasando de un salario promedio neto de $ 15.490 en el cuarto trimestre de 2015 a $ 21.047 en igual período de 2016, cifras que están bastante por encima de los que sucede en Mendoza.

La caída económica

Para los economistas, Mendoza perdió más poder adquisitivo que la mayoría de las provincias porque su actividad económica cayó mucho más que el promedio país en ese período. 

Gustavo Reyes, economista del Ieral (Fundación Mediterránea), recordó que la economía de Mendoza se contrajo 4% en 2016 y la de Argentina en su conjunto cayó 2,3%.

“Esa diferencia llevó a que los salarios subieran menos en Mendoza que en el resto de Argentina. Al haber baja actividad las empresas producen menos y el mercado laboral empieza a contraerse”, explicó.

Coincidió con esa lectura Pablo Salvador, economista de Fundación Ideal. “Ante un escenario recesivo se empiezan a perder puestos de trabajo. Para evitar un gran número de despidos las empresas optan por subir los salarios lo menos posible y los sindicatos lo aceptan”, señaló.

Las estadísticas de Indec demuestran efectivamente que en ese período el mercado laboral del sector privado se contrajo. De acuerdo al informe del Instituto, Mendoza perdió 2.552 empleos registrados entre el cuarto trimestre de 2015 e igual período de 2016. 

El economista Sebastián Laza, también hizo foco sobre la actividad económica para explicar por qué en Mendoza los salarios perdieron más poder adquisitivo que en la mayoría de las provincias.

“La economía de Mendoza en 2016 cayó casi el doble que a nivel país. Eso se trasladó a los aumentos que las empresas pudieron dar a sus empleados”, indicó.

Los economistas coincidieron además que como consecuencia de la pérdida del poder adquisitivo, los trabajadores del sector privado restringieron su consumo, provocando aún mayor caída de la actividad económica. 

Las estadísticas de la Federación Económica de Mendoza demuestran esa situación. Según los informes de la Cámara el consumo minorista cayó 8% en la provincia durante 2016.

Cambio de tendencia

Más allá de los malos resultados que se ven en el período analizado, Gustavo Reyes aclaró que “en los últimos meses hubo un cambio de tendencia y los salarios de Mendoza empezaron a recuperar poder adquisitivo a partir de abril de 2016”.

 

 

En la provincia se gana menos del promedio

Los salarios de los trabajadores del sector privado de Mendoza son más bajos que los de 15 provincias y están claramente por debajo del promedio nacional.

Según el Indec, un empleado del sector privado ganó en el cuarto trimestre de 2016 unos $ 21.047 netos, lo que representa una diferencia del 27,4% respecto del salario de Mendoza, que fue de $ 16.516 en ese período.

Además, hay 15 provincias que tienen un sector privado mejor remunerado que el de Mendoza. Entre ellas están por ejemplo San Juan ($ 17.082 netos) y San Luis ($ 19.451).

Los trabajadores que más ganan se encuentran en Santa Cruz ($ 39.818 de salario neto). Claro está, que mucho tiene ver la participación del sector petrolero en su economía.