Mundo Miércoles, 11 de enero de 2017

Fuerte cruce entre Trump y un periodista de CNN al que acusó de publicar noticias falsas

Criticó en su conferencia a varios medios por publicar que Rusia tiene documentos comprometedores del electo presidente.

Por Redacción LA

La primera conferencia de prensa de Donald Trump como presidente electo de EEUU no fue un momento agradable para los periodistas.

Cuando faltan tan sólo nueve días para su llegada a la Casa Blanca, Trump es blanco de acusaciones no verificadas de lazos con el Kremlin para ganar la elección contra la demócrata Hillary Clinton y de que Rusia posee material sexual que podría comprometerlo y servir para chantajearlo.

"Son todas noticias falsas. Son cosas mentirosas. Nunca sucedió", dijo Trump en su primera conferencia de prensa como presidente electo, que se celebró en su Trump Tower y duró exactamente una hora.

La difusión de esa información hizo que el encuentro con los medios se diera en medio de un clima tenso. Así se vivió desde el inicio y finalmente tuvo su punto de quiebre cuando Trump se negó a contestar una pregunta de un periodista de la cadena CNN.

"Usted no, usted no, su medio es terrible. No sea maleducado, no le daré la palabra" le dijo Trump al periodista Jim Acosta.  El reportero retrucó: "Ya que nos ataca, déjenos hacer una pregunta" pero el presidente electo lo ignoró y lo acusó de dar noticias falsas mientras miembros de su equipo aplaudía.

 

 

Más tarde CNN emitió un comunicado donde afirmó que sólo emite información y se escudó en la primera enmienda constitucional de Estados Unidos que defiende la libertad de expresión.

Furioso, el presidente electo Donald Trump rechazó por "mentiroso" un dossier sobre sus relaciones con Rusia y con detalles personales salaces de un viaje a Moscú, que puede poner en jaque su presidencia.

"Un grupo de opositores se juntó, gente enferma, y produjeron esa basura", denunció después.

Varios jefes de inteligencia se reunieron el viernes pasado con Trump y le entregaron un resumen de dos páginas sobre estas informaciones, potencialmente vergonzosas pero que no han sido verificadas, informaron CNN y The New York Times citando a funcionarios sin identificar familiarizados con el encuentro.

Trump acusó a las agencias de inteligencia de Estados Unidos de filtrar a la prensa el dossier completo de 35 páginas, que ha circulado en Washington durante semanas.

"Creo que es muy triste cuando informes de inteligencia se filtran a la prensa. Creo que es muy triste. Primero que nada, es ilegal", afirmó. "Es escandaloso".

Inmediatamente la Casa Blanca afirmó que sus críticas a la inteligencia estadounidense están "profundamente equivocadas".

Más temprano en Twitter Trump dijo ser víctima de "una caza de brujas" y preguntó: "¿Estamos viviendo en la Alemania nazi?". Negó tener negocios con Rusia o en Rusia.