• Lunes, 13 de marzo de 2017
  • Edición impresa

Con Barbeito iluminado, Obras le ganó a CPBM

En tanto, el Clásico fue Azul, porque Andino se impuso a Murialdo, 4-2.

Gonzalo M. Tapia - gtapia@losandes.com.ar

En uno de los partidos de la primera fecha del torneo de Apertura de hockey masculino, Obras visitó a Banco Mendoza (CPBM) y se impuso, por 5-1.

Debutó, por los puntos Martin Inzirillo de buena casta de entrenadores: una mescla de origenes estrategicos y tacticos ligado a los Eternos Campones y a los Albos. Y su camino guiando al Tornado  no pudo ser más auspicioso, porque sumó tres puntos y como dice el viejo dicho hockistico de espocas castristas y dabanchescas: “Es importante empezar con victoria torneos de verdad”.

Esto de dividir el juego en cuatro cuartos le sienta bien  a la intensidad que impregna el hockey masculino. “Hay que estar atentos y concentrados”, es la premisa para este tipo de juego de ADN olimpico, ese que le vino también al stick y la bocha nacional en el dorado Río de Janeiro.

“Esto permite que un partido se divida en cuatros mini juegos”, expresó el capitan Rojo, Guillermo Barbieto Razón tiene el ‘Enano de la Providencia’, porque se floreó en el cuarto cuarto, cuando parecía que la peliculita clasica del primer partido post pretemporada siempre dice que es un bodrio.

Buena victoria de Obras y también es bueno algunas líneas para la actuación del Triclor de chacras, porque si bien perdió, el sistema de juego mejoró con la llegada del coach Gaston Castellanos, porque por momentos complicó a los obreros y en otros les faltó un poquito más de fortuna: el penal encontra, no lo fue.